6 de agosto de 2014 18:46

EE.UU. redobla esfuerzos para detener brote de ébola en África Occidental​

Enfermeros liberianos

Enfermeros liberianos se desinfectan luego de entrar a una casa para trasladar el cuerpo de una víctima del virus ébola.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 4
Sorprendido 0
Contento 0
EFE
Atlanta

Las autoridades sanitarias estadounidenses anunciaron hoy el aumento de sus esfuerzos para contener el ébola en África Occidental, que ha ocasionado la muerte de al menos 932 personas y amenaza con extenderse a otras regiones, mientras que refuerzan las medidas preventivas en EE.UU.


"Lo más importante del ébola es que sabemos cómo detenerlo: salud pública tradicional. Encontrar pacientes, aislarlos y cuidarlos, encontrar a quienes estuvieron en contacto con ellos, educarlos y seguir estrictamente los controles de infección en los hospitales, y hacer esas cosas de forma meticulosa", declaró Tom Frieden, director de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Como parte de las medidas para detener el brote en África Occidental, los CDC asumirán el liderazgo "técnico" de la misión, tras la petición de la Organización Mundial de la Salud (OMS), de acuerdo con un comunicado.

Los CDC anunciaron también el envío de más personal, que se unirá a los cerca de 50 expertos que han partido recientemente o serán desplegados a los cuatro países que hasta ahora han reportado casos: Liberia, Guinea, Sierra Leona y Nigeria. Hasta el momento han sido enviados seis expertos a Guinea, doce a Liberia, cuatro a Nigeria y nueve a Sierra Leona, precisó el comunicado.

Los expertos tienen el objetivo de identificar casos y sus contactos, además de educar a la población sobre cómo se transmite el virus y asegurarse de que el personal de salud cumple de manera estricta con los protocolos establecidos.


La misión de los CDC tiene como fin "detectar, prevenir y detener" los brotes de la enfermedad en donde ocurran, lo que no excluye el manejo de casos que puedan darse en Estados Unidos, según las autoridades sanitarias. Los CDC han activado su Centro de Operaciones de Emergencia al nivel máximo y han advertido que los esfuerzos se mantendrán hasta que el brote esté bajo control podría tomar de 3 a 6 meses.

En Estados Unidos, los CDC han actualizado su protocolo para la prevención de infecciones en hospitales en los que sean tratados viajeros que se crea puedan haber estado expuestos al ébola.

De acuerdo con las autoridades, para mantener a EE.UU. seguro los trabajadores de la salud deben evaluar y aislar a personas que han regresado de Guinea, Liberia y Sierra Leona en los últimos 21 días y tienen fiebre u otros síntomas que sugieran pueda tratarse de ébola.

"Vamos a salvar vidas en África Occidental y protegernos nosotros acá al detener el ébola en su fuente", según el comunicado de los CDC.

El los últimos días, el brote se extendió Nigeria, donde las autoridades sanitarias emitieron el martes una alerta de viaje (nivel 2), en la que piden a los viajeros ser extremadamente cuidadosos con la higiene y evitar el contacto con personas enfermas.

La semana pasada, los CDC emitieron una alerta máxima (nivel 3) de viaje a quienes debieran viajar a Liberia, Sierra Leona y Guinea, la cual establece evitar los viajes que no son estrictamente necesarios.

Tras una cumbre con líderes africanos, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo este miércoles en una conferencia de prensa que el ébola "es controlable", como se ha demostrado en el pasado.

El brote, que empezó en marzo pasado en Guinea, ha causado 932 muertes de 1.711 casos posibles y confirmados en Liberia, Guinea, Sierra Leona y Nigeria, de acuerdo con las cifras más recientes de la OMS.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)