20 de December de 2010 00:00

Un incendio deja un saldo de 4 fallecidos

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Guayaquil

Un intenso olor a humo se mantenía la mañana de ayer en las calles Machala y Luis Urdaneta (centro). Una capa de hollín cubría la parte baja de la casa 439. Ahí, a las 03:30 de ayer, un incendio acabó con la vida de las hermanas Lidia y Lucía Ruiz Álvarez. También fallecieron sus hijas, M.A.N.R., de 11 años, y V.G.R, de 1 año.

Aferrada a las rejas de la casa, Teresa Álvarez, madre de las fallecidas, se negaba a la pérdida. “Era de madrugada. Mi hija Lidia me levantó, me gritó que saliéramos, porque nos quemábamos”.

Entre lágrimas cuenta que abrió la puerta y corrió. El esposo de Lidia alcanzó a sacar a una de sus hijas, de 3 años. Pero cuando la mujer ya estaba en la acera, los gritos de su hermana Lucía la hicieron regresar. Entonces, una explosión las acorraló. “El fuego salía de la parte alta. Los bomberos llegaron a tiempo pero no pudieron salvarlas”, comentó Geoconda Sánchez, vecina.

23 unidades del Cuerpo de Bomberos de Guayaquil trataron de extinguir el fuego. Al lugar también llegó personal de criminalística, Inteligencia y de la Fiscalía para investigar las causas.

La vecina Rosa Bravo dijo que antes del incendio hubo un apagón. “Fue por segundos, tal vez eso causó un cortocircuito”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)