22 de December de 2010 00:00

El frío y las lluvias persisten en Carchi

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Sierra Norte

Las autoridades de Carchi evalúan los daños en las viviendas de las familias de la parroquia Concepción (Mira).

En esa localidad, 63 familias perdieron los techos y paredes de las casas debido a las fuertes lluvias que se han presentado.

La temporada invernal afecta a la población de la capital carchense. El frío y las granizadas son comunes y afectan a los productores y a los sectores más vulnerables, sobre todo de quienes están asentados en las laderas.

La última granizada, ocurrida el pasado jueves, no dejó daños. La gente se asustó porque este fenómeno casi no se presenta en esta ciudad del norte.

Sin embargo, la llovizna ahora es parte de la vida de los tulcaneños, que lucen prendas abrigadas, bufandas y guantes para aplacar el invierno.

Ese es el caso de Teresa Sánchez. La carchense labora en la panadería La Exquisita, en el centro de la ciudad.

Dijo que desempolvó sus chompas para abrigarse, pues hace mucho frío. Según la información del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología, la temperatura en Carchi el lunes último fue de 3 grados.

La mujer viaja a diario desde Huaca hasta Tulcán. “El frío es insoportable, en la mañana hace sol pero desde el mediodía ya empieza a llover”.

Édison Ayala, del Cuerpo de Bomberos de Tulcán, explicó que desde que se inició este mes no han tenido emergencias graves por el mal clima. “Tuvimos un accidente de tránsito y la caída de una tapia en la Cooperativa Nueva Tulcán“.

Sin embargo, en noviembre hubo una lluvia fuerte que afectó a un jardín de infantes y a un colegio. Además, ocho barrios se inundaron porque el sistema de alcantarillado colapsó.

Ayala, además, anotó que trabajan coordinadamente con la Secretaría de Gestión de Riesgos y el Comité de Operaciones Especiales (COE) del cantón.

En el caso de los agricultores las afecciones son graves. Las plantas están marchitas y podridas por el cambio brusco de clima. “Estoy preocupado porque perdí la siembra de arveja”, expresó Ramiro Herrera, agricultor del cantón Bolívar. A ello se agregan las pérdidas económicas por la inversión en el agro.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)