10 de May de 2014 00:03

Familias afectadas por torrencial lluvia habían sido notificadas de un desalojo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Las casas asentadas a lo largo del estero que recorre el sector de El Fortín, un asentamiento marginal en el noroeste de Guayaquil, deberán ser reubicadas, como medida de prevención.

El intenso aguacero que soportó Guayaquil la noche del miércoles pasado provocó el desbordamiento del estero. La correntada se llevó ocho casas de caña, levantadas en las riberas del canal y causó la muerte de dos menores.

Los dos hermanos habitaban con sus padres en una de las endebles viviendas. Hasta la tarde de ayer, personal del Grupo de Intervención y Rescate (GIR), y de la Infantería de Marina buscaban aguas abajo del canal al menor de ellos, un infante de seis meses que la correntada le arrebató de los brazos de su madre.

[[OBJECT]]

Por la tarde fue sepultada la mayor de los hermanos, una pequeña de dos años que fue rescatada por los moradores a 500 metros de su vivienda, pero que falleció en el hospital.

La Secretaría Nacional de Gestión de Riesgos recordó que hace 15 días ya notificó a las familias que habitan a lo largo del canal que debían salir. Pero quienes ocupan esas viviendas no saben cuándo ni cómo se los reubicará. Juan Quijije, de 43 años, y su vecina Dolores Plúas, de 32, se lamentaban ayer por la falta de información. "Aquí tenemos nueve años. Sí queremos salir, pero que nos ubiquen cerca de donde estudian nuestros hijos", manifestó Plúas.

El director de Gestión de Riesgos en Guayas, Luis García, confirmó ayer que la vivienda colapsada, en la que vivían los dos hermanos, estaba en la lista de las casas notificadas con el desalojo.

La casa de Quijije, un cubículo de caña de cuatro metros, está asentada a menos de 10 metros de un ducto que el Municipio construyó este año para encauzar las aguas.

A los cuatro fallecidos se sumó otra víctima. El cuerpo de un adulto mayor fue hallado ayer por moradores de la cooperativa Socio Vivienda, también en el noroeste. Fue reportado como desaparecido, luego de que cayera en una alcantarilla durante la intensa precipitación del miércoles.

El Municipio movilizó 10 equipos de técnicos para evaluar las necesidades en la Nueva Prosperina, Ciudad de Dios, Flor de Bastión, Bella Visión, Lomas de la Florida, Tierra Prometida, El Fortín...

Con esa información el Cabildo procederá a la entrega de ayudas, mañana.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)