13 de October de 2012 00:03

Escaladas y caminatas para llegar a las cascadas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 4

Para conocer las siete cascadas del Diablo, en Alluriquín, (Santo Domingo) se debe escalar una montaña de senderos angostos.

La ruta se inicia en el kilómetro 38 de la vía Santo Domingo - Quito. Allí está ubicado el recinto Unión del Toachi, donde se encuentra el puente Quebrada del Diablo. Su nombre se remonta a 1944. Por esta zona cruzaba la antigua carretera que unía a Santo Domingo con Cotopaxi.

Los lugareños aseguraban que cuando los mulares pasaban por la cascada se enfurecían y no querían continuar con el viaje. “Mis abuelos decían que el diablo rondaba por el sector, por ello hicieron rituales cristianos y tsáchilas. Desde allí nunca más sintieron esa energía negativa”, relató la moradora de Alluriquín, Cristina Bustamante.

Freddy Almendáriz, promotor turístico de Alluriquín, señaló que el proyecto de la ruta de las cascadas se inició hace dos años.

Cada fin de semana alrededor de 30 turistas llegan al puente en una chiva (ranchera) multicolor.

La primera cascada que visitan es la del Tigrillo, que tiene una altura de 45 metros. Luego se debe caminar 50 metros para llegar a la Cascada del Amor. Desde allí se pueden observar mariposas de diferentes colores y árboles de chontaduro.

Luis Vargas, de 50 años, decidió bañarse en el riachuelo que desemboca en el río Toachi.

Mary Loor, en cambio, continuó caminando hasta llegar a la Cascada del Diablo. Esta mide 22 metros de altura y tiene una profundidad de 8 metros. Por la fisionomía de las rocas se practican deportes extremos como el canyoning (barranquismo).

Hacia la cuarta cascada se asciende por una peña, de alrededor de 15 metros. Esta es la parte más angosta del camino. El terreno es irregular. Por ello los turistas deben sujetarse de una soga que está amarrada a los árboles.

En este sitio las personas pueden nadar o descansar. “Por la dificultad para arribar a esta caída de agua se la conoce como la del Duende”, contó Almendáriz.

Los turistas deben caminar 20 minutos hasta la Cascada del Gatillo. Para ascender se escala el punto más empinado de la montaña. Por ello, los guías turísticos recomiendan utilizar un arnés y cascos protectores.

La penúltima cascada se llama Escondida porque hay que descender 100 metros para encontrarla. Las rocas forman pequeños pozos. Allí los turistas pueden refrescarse y tomar fotografías.

La cascada Ángel es la última del recorrido y es la más alta de todas (65 metros). El agua es cristalina y está rodeada de vegetación. Las flores que más llaman la atención son las orquídeas.

 


[[OBJECT]]

 Precios y paquetes
La ruta de las  Cascadas  del Diablo cuesta USD 29 desde Quito a Santo Domingo. Incluye la visita a las moliendas de caña de azúcar.    

El paquete turístico   también comprende  el  desayuno y almuerzo, que puede ser un seco de gallina o un plato de hornado,  que es típico de la parroquia.      

El viaje es organizado  por la empresa comunitaria de Alluriquín Ecuallur y el Municipio de Santo Domingo.  

Las  personas deben  llevar ropa y zapatos deportivos, repelente, gorra y agua. Para mayor información llamar al (02)  272 9191.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (5)
No (1)