27 de November de 2011 11:29

La construcción de un bulevar en la calle Bolívar ocasiona preocupación

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Ambato es una de las ciudades más congestionadas de la Sierra centro. Por las calles Sucre, Bolívar, 12 de Noviembre, Cevallos, Juan Benigno Vela y otras transitan alrededor de 50 000 vehículos por día, según la Unidad de Transporte de la Municipalidad.

Por esta razón y para dar seguridad a los 329 856 habitantes de esta urbe, según el Municipio, se puso en marcha el proyecto de remodelación de la calle Bolívar.

En este plan, que empezó el viernes pasado, se invertirán USD 824 130. Fue adjudicado al Consorcio G y G y el plazo para entregar la obra es de 90 días.

El bulevar, de acuerdo con el concepto urbanístico europeo, es una vía con amplias veredas peatonales en sus costados.

En el caso de la capital tungurahuense, la obra empezó en el sector del Cementerio Municipal y concluirá en el parque Montalvo, frente a la Catedral de Ambato. Allí se empatará con las tres manzanas que fueron intervenidas anteriormente entre las calles Montalvo y Guayaquil.

Este bulevar tendrá un largo de 19 cuadras. La obra consistirá en ensanchar las veredas de los dos lados. Esto con la finalidad de que los peatones caminen con seguridad y puedan observar las mercancías que se exhiben en ventanas, estantes y vitrinas en cientos de negocios de todo tipo a lo largo de esta concurrida calzada.

“Es agradable caminar por la Bolívar, pero también es peligroso. El trajinar es tan intenso que obliga a los peatones a descender a la calle con el riesgo de sufrir un accidente”, explicó el estudiante Ernesto Jiménez.

Para el comerciante Carlos CoKa, dueño de una cafetería en la Bolívar y Lalama, el proyecto embellecerá a la ciudad y le aportará con un mejor sentido de orden. “Sin embargo, nos preocupa que van a desaparecer los estacionamientos tarifados en una zona donde los parqueaderos públicos no abundan”.

En la intersección de la Bolívar y Mariano Egüez está el almacén de medias de Édison Escobar. Él cree que el malestar que les ocasionará el polvo y los trabajos se verán compensados después. “Con veredas más anchas, los clientes tendrán más tiempo y gusto para mirar y comprar. Esperamos que la obra se cumpla en el plazo establecido y no más”.

El proyecto dejará una calle de entre cinco y seis metros de ancho para los vehículos y aceras de hasta 2,50 metros para la gente.

También se construirán bordillos y se renovará el pavimento de hormigón. Las veredas lucirán un revestimiento de piedra martellinada de color gris, adoquines decorativos, bancas metálicas, postes con luminarias, etc.

“Es una obra grande y tengo temor de que no se concluya a tiempo para los desfiles de la Fiesta de la Fruta y de las Flores previstos para febrero próximo”, dijo Yolanda Barrera, propietaria de un negocio de venta de chochos, café, y alimentos rápidos.

Al respecto, Vitaliano Oñate, encargado de la fiscalización municipal de esta obra, aseguró que el proyecto se entregará en los plazos acordados en el contrato.

Según Marcelo Aguiar, jefe de Planificación Estratégica de la Municipalidad, la calle Bolívar será unidireccional y tendrá un ancho de 5,25 metros.

“Este proyecto permitirá construir veredas donde no las había. Esto para asegurar la vida de los peatones. En cuanto al tiempo, los 90 días son suficientes para tener listo a este bulevar”, dijo Aguiar.

A pesar de esta afirmación, otros comerciantes, que prefirieron reservarse sus nombres, manifestaron su desacuerdo con la fecha de inicio de los trabajos. “No entendemos por qué el Municipio escogió precisamente estos meses cuando más ventas hay”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)