3 de May de 2014 00:02

La asignación de cupos para educación superior se realizará con un notario

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0

La competencia por un cupo en 30 universidades y 137 institutos públicos terminará el domingo 25 de mayo. Desde este lunes 5, los bachilleres que aprobaron el Examen Nacional para la Educación Superior (ENES) podrán postularse a cinco carreras como máximo.

Desde la primera semana de junio se asignarán los cupos. El proceso se realiza de forma automática, con la presencia de un notario. El Sistema Nacional de Admisión y Nivelación (SNNA) está a cargo. Y actúa como un intermediario. Pese a comentarios de padres de alumnos que no logran lugares en las facultades que aspiran, las autoridades han explicado que la decisión siempre queda en manos de los chicos.

Ellos, a través de su cuenta personal, pueden indicar qué carrera, en qué universidad, campus o ciudad y jornada quieren estudiar. Obviamente, no todos logran las plazas que aspiran en este proceso.

El SNNA se encarga de empatar la demanda del estudiante y la oferta de las universidades.

El número de cupos y las calificaciones del aspirante son decisivos, pues hay espacios más demandados, por ejemplo en las facultades de Medicina.

Lorena Araujo, gerenta del SNNA, comentó que algunos jóvenes mienten a sus padres.

Les indican que el sistema les asignó un lugar en una carrera que no les gusta. ¿Por qué? La funcionaria opina que al momento de decidir qué estudiar aún influye la familia.

Araujo contó que a su oficina, en las instalaciones de la Secretaría de Educación Superior, llegan quejas. Algunos padres se sienten molestos y reclaman porque creen que el Gobierno quiere obligar a sus hijos a seguir una carrera que no desean.

Pero Araujo les muestra el día, la hora, la dirección del lugar desde donde sus propios hijos escogieron Gastronomía.

En un caso, al enterarse de que la decisión fue de ellos, los padres reaccionaron con enojo y los golpearon frente a ella.

Por eso, Araujo recomienda no buscar carreras altamente demandadas sin una estrategia clara. Se puede postular por cupos en Medicina en varias universidades. Y como pesa el puntaje, si no consiguen lo que buscaban, queda la opción de volver a rendir un ENES, cuantas veces deseen. La prueba se toma dos veces al año, en marzo y septiembre.

Al postular, los bachilleres deben ubicar cinco opciones, es importante que las registren según el grado de prioridad. La elección no depende de la suerte sino de la calificación más alta del grupo que busca un lugar en una carrera. Si alguien con 900 sobre 1 000 puntos se pone en competencia, desde esa nota hacia abajo se asignan cupos, según la disponibilidad.

Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)