8 de November de 2009 00:00

¿La diabetes se convierte en una gran epidemia?

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La diabetes es un desorden metabólico de múltiples causas,  con disturbios en el metabolismo de los carbohidratos, grasas y proteínas y que es producida por defectos en la secreción y/o en la acción de la insulina. Tienen más peligro de sufrir este mal aquellas personas que sufren de sobrepeso. Estos pacientes desarrollan resistencia a la insulina, que es la hormona que ‘quema’ el azúcar sanguíneo y permite que el cuerpo pueda utilizar la energía que proporciona esta.



Tenga en cuenta

Para enfrentar   a la diabetes es necesario modificar los hábitos perjudiciales, como el sedentarismo, exceso de grasas y azúcar, tabaquismo y alcoholismo.Algunos síntomas de quienes sufren diabetes pueden ser la sed intensa, el hambre insaciable, el exceso de orina, el cansancio o la pérdida de peso.
 
La Diabetes Mellitus es tan antigua como la humanidad.  Lo demuestra una serie de documentos antiguos, en los cuales se describen  sus síntomas  y su tratamiento. En la antigua literatura Sánscrita, se dice que la orina del diabético es como la del “elefante en celo” o como “orina de caña de azúcar” u “orina de miel”.

En las últimas décadas, la diabetes mellitus se ha convertido en una  epidemia. Al año 2009, existen 285 millones de personas afectadas por este padecimiento crónico y degenerativo, según las últimas cifras del Diabetes Atlas  de la Federación Internacional de Diabetes (FID) publicadas durante el XX Congreso Mundial de Diabetes en Montreal, Canadá.

En 1985 había 30 millones de personas con diabetes, en el año 2000 subieron a 150 millones y en  2009 se acerca a los 300 millones. La edad media mayoritaria de las personas afectadas de diabetes mellitus está entre los 20 y 60 años de edad.  Existe un 10% más de mujeres diabéticas en relación a los hombres.   El factor desencadenante es el sobrepeso y la obesidad.Un niño con diabetes tipo 1 vive pocos meses en el África Sahariana en relación a un niño norteamericano que vive en forma normal igual que sin diabetes por falta de insulina,  todo esto a los 88 años de haberse descubierto la insulina.
Clemente Orellana, endocrinólogo especializado en la Universidad de Navarra, España.

243 4861/ 09 966 5749.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)