30 de November de 2009 00:00

El deporte en exceso es perjudicial

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Deportes

Desde tiempos  muy antiguos hasta la actualidad, el deporte  es considerado  signo de  salud y vitalidad. Empero, el exceso del mismo pudiera  ocasionar daños irreversibles  en el organismo.

Las secuelas pueden aparecer en el instante o en un  tiempo prolongado. Así lo asegura el deportólogo  Leonardo Mosquera.

“Todo deporte, por muy sano que sea, cuando es practicado de una forma excesiva y sin control, puede alterar su efecto beneficioso y provocar daños en la salud”.

Ese  enunciado está  dirigido,  especialmente, a deportistas aficionados, que sin ninguna clase de guía se  involucran en una determinada  disciplina deportiva.
Antes de iniciar  una  rutina de  ejercicios, es  importante que acuda   a  un especialista, para que le informe sobre las ventajas y desventajas de incursionar en un determinado deporte.

Un ejemplo de ello: la mayor parte de los juegos con pelota son muy bien acogidos durante la niñez y  juventud. Allí, se coordinan los movimientos. También se estimula a  la formación de la musculatura y de  los huesos.

En cambio, a edad avanzada, los diferentes deportes con balón, a causa de su dinamismo, pueden constituir un peligro para los músculos, el corazón y la circulación.

Los procesos degenerativos que se desarrollan lentamente en el aparato locomotor o en el sistema cardiovascular impiden que se realicen movimientos de fuerza explosiva o de duración. Es allí donde se  producen lesiones.

Lo mismo  ocurre con la especialización precoz en un determinado deporte. Allí, se atrofian de manera considerable e inmediata los grupos musculares.

Las lesiones también se producen cuando no realizamos ejercicios permanentemente.

“No tiene ningún sentido practicar de vez en cuando  mucho deporte y después pasar, en unos casos,   toda la semana en rehabilitación y en otras sin hacer nada de ejercicio. Lo importante es la continuidad para que no se produzcan lesiones, que en algunos casos pueden ser irreversibles”,  comenta  el deportólogo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)