14 de septiembre de 2015 18:23

Deponen al primer ministro australiano en votación interna de su coalición

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

El primer ministro conservador, Tony Abbott, fue depuesto de su cargo el lunes 14 de septiembre del 2015 en una votación en el seno de su coalición, en lo que constituye el cuarto cambio de gobierno en cinco años en Australia.

Abbott quedó relegado tras perder una votación de censura impulsada por el magnate Malcolm Turnbull por 54 contra 44.

Antes de la moción, Abbott se había mostrado confiado de poder sofocar la rebelión. “Voy a ser candidato y voy a ganar”, afirmó.

Turnbull, de 60 años, que se convirtió en el nuevo primer ministro de Australia, explicó que llevó a cabo la acción para deponer a Abbott ante su creciente impopularidad, que aumentaba las posibilidades de que perdieran las próximas elecciones, previstas en 2017.

“Necesitamos apoyo, no más eslóganes”, explicó Turnbull tras salir elegido. “En este país necesitamos tener una visión económica y necesitamos tenerla ya. Necesitamos un liderazgo que explique los grandes desafíos y oportunidades que enfrentamos”, dijo el nuevo primer ministro.

Australia enfrenta una desaceleración de su economía, por la caída de los precios de las materias primas, que constituyen una importante partida de sus exportaciones.

Según la conformación actual del parlamento, el líder del partido liberal, que es la principal formación de la coalición conservadora en el poder, ejerce como primer ministro.

Esta no es la primera vez en los últimos años que un primer ministro australiano es apartado de su cargo en una votación interna. Los líderes laboristas Kevin Rudd y Julia Gillard enfrentaron procesos similares en 2010 y 2013, respectivamente.

En febrero, Abbott había logrado sobrevivir a una moción de censura impulsada por varios miembros de su partido que le reprochaban sus magros resultados electorales, su conducción dubitativa y que criticaban la implementación de recortes del gasto impopulares entre la población. El texto fue rechazado por 61 votos contra 39.

Turnbull, un antiguo periodista que se convirtió en hombre de negocios, famoso por haber realizado muchas inversiones en el sector de las nuevas tecnologías, era considerado hace tiempo como el principal rival de Abbott.

De hecho, en 2009, mientras su partido estaba en la oposición, Turnbull fue depuesto por Abbott cuando era líder de la formación.

Turnbull es considerado como más progresista que Abbott, quien se ha declarado contrario al matrimonio homosexual. En cambio en materias medioambientales, el nuevo primer ministro ha asegurado que mantendrá la postura del actual gobierno.

En sus críticas, Turnbull también expresó que el gobierno ha sido incapaz de explicar adecuadamente sus proyectos al electorado.

“Para ser un líder exitoso en 2015 o en cualquier momento hay que ser capaz de congregar a la gente respetando su inteligencia en la forma en la que se les habla”, señaló Turnbull en una rueda de prensa, en la que la ministra de Asuntos Exteriores, Julie Bishop, estuvo a su lado.

El partido laborista supera a los conservadores en los sondeos desde hace varios meses. Según un sondeo publicado por la consultora Newspoll la semana un 63% se declararon descontentos con Abbott.

“Esta ha sido una experiencia muy importante y muy aleccionadora. Me siento muy honrado”, dijo Turnbull tras salir elegido.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)