17 de agosto de 2017  00:00

Democracia Sí arranca su segundo intento de inscripción electoral

Cristina martínez / EL COMERCIO Juan Pablo Pozo y Paúl Salazar durante la sesión del pleno del Consejo Nacional Electoral, ayer en Quito.

Juan Pablo Pozo y Paúl Salazar durante la sesión del pleno del Consejo Nacional Electoral, el 16 de agosto en Quito. Foto: Cristina Martínez / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Política

La solicitud presentada por el movimiento Democracia Sí, para iniciar su proceso de inscripción ante el Consejo Nacional Electoral (CNE), fue aprobada el miércoles 16 de agosto del 2017.

La agrupación política solicitó la clave electrónica para arrancar, por segunda ocasión, el proceso de recolección de firmas a nivel nacional.

Con esto podrán descargar los formularios para la recolección del 1,5% de firmas del padrón electoral, es decir, 192 250. Es lo que requiere la ley para los movimientos nacionales.

El movimiento, cuyo principal líder es Gustavo Larrea, presentó su primera solicitud en marzo de 2016, pero la mayor parte de las firmas recolectadas fueron anuladas.

El 2 de agosto del mismo año, el CNE dio 12 meses a la agrupación para “subsanar” los requisitos de su registro. Es decir, completar el número de rúbricas. Fue así como quedaron fuera del tablero electoral 2017.

En la reunión del miércoles participaron los consejeros: Luz Haro, Mauricio Tayupanta, Paúl Salazar y Juan Pablo Pozo, presidente del Consejo.

El Pleno además negó la inscripción del Movimiento Integración del Pueblo. Y dio un año más de plazo a los movimientos Ciudadanos por el Cambio y Justicia Social, ambos de carácter nacional. Ninguno cumplía con el 1,5% de adherencias necesarias.
Además, se realizó la entrega del fondo partidario permanente para Creando Oportunidades (Creo), Sociedad Unida Más Acción (SUMA) y el Partido Social Cristiano (PSC).

A cada uno se procedió a descontar los valores pendientes que tenían por multas. A Creo, por ejemplo, le correspondía USD 750 269 pero acumuló por multas USD 6 800.

El PSC tenía un fondo de USD 846 383, pero se le descontó USD 3 180 por multas. Y a SUMA, en cambio, se le descontó UDS 10 148 y recibirá solo USD 645,21.

Las multas fueron impuestas por faltas en los procesos electorales de 2013 y 2014.

De igual forma el CNE decidió dar de baja a 21 agrupaciones políticas locales y cuatro del exterior. Estas, para ser inscritas en el Registro Nacional Permanente de Organizaciones Políticas debían, en el periodo de un año, entregar las fichas de afiliación o formularios de inscripción de adherentes. Su meta era alcanzar igualmente el 1,5% del registro electoral que se utilizó en las últimas elecciones en su jurisdicción, es decir provincia o cantón. Esto no se cumplió.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)