5 de noviembre de 2014 18:46

En Cuenca se colocan los primeros rieles del Tranvía

Los trabajos se realizan en el sector del Control Sur, que es el frente más adelantado de esta obra que se ejecuta en la capital de Azuay. En cuatro tramos más se ponen las plataformas. Foto: Xavier Caivinagua / EL COMERCIO.

Los trabajos se realizan en el sector del Control Sur, que es el frente más adelantado de esta obra que se ejecuta en la capital de Azuay. En cuatro tramos más se ponen las plataformas. Foto: Xavier Caivinagua / EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 27
Contento 2
Lineida Castillo. Redactora (I)
lcastillo@elcomercio.com

Más de 30 obreros, técnicos franceses y ecuatorianos colocan los rieles y durmientes del Tranvía Cuatro Ríos de Cuenca. Ellos laboran en la avenida De las Américas, en el sur de la capital azuaya.

En ese lugar empieza el trazado de la ruta, que atraviesa la urbe de sur a norte y viceversa. El tendido de empezó hace una semana y desde entonces ha avanzado 50 metros de longitud.

Los obreros ecuatorianos aún aprenden la técnica de colocación, la cual también requiere del uso de equipos como grúas, palas, calibradores, empernadores… Se tiene previsto que en una semana se aceleren las obras y se coloquen 100 metros de rieles al día, dice Gerard Fernández, encargado del proyecto Tranvía.

A lo largo de la ruta hay cinco frentes de trabajo, pero el sector del Control Sur es el único que está listo. Los otros están en las calles Gran Colombia y Mariscal La Mar y en las avenidas España y México. Se construyen plataformas y bordillos.

Además, en el antiguo predio del Centro de Reconversión Económica de Azuay se levantan las primeras paredes para las bodegas. Este lugar servirá como patio taller para guardar los 14 tranvías que operarán.

Esta obra está a cargo del Consorcio Tranvía Cuatro Ríos y deberá estar lista hasta mediados del próximo año para recibir los primeros vagones.

El tendido demoró tres semanas, por las mediciones topográficas y fundido de la plataforma de rodaje en hormigón de alta resistencia.

Para José C., un obrero con 40 años de experiencia en construcciones, la técnica utilizada es nueva. Los rieles son fundidos y luego empernados con bloques de hormigón, que hacen de durmientes.

Falta fundir nuevamente esa conexión con otra capa de hormigón para que los rieles queden al nivel de la vía. Según el cronograma de trabajo, en diciembre empezará el tendido en los otros cuatro puntos intervenidos y la construcción de las estaciones de abordaje.

Infografía: Trayecto y características del tranvía

Hay 3 900 durmientes y 80 toneladas de rieles en bodegas. Para el próximo mes se espera el arribo de otro cargamento de material desde Francia. Aún no hay fecha para intervenir en el Centro Histórico, pero se prevé que será a inicios del 2015, cuando se conozca el informe técnico de la Unesco.

En mayo pasado, el alcalde Marcelo Cabrera, elevó a consulta el paso del Tranvía por el Centro Histórico, que es Patrimonio de la Humanidad. Su argumento es que quiere estar seguro de que el proyecto no altere el título de la urbe.

El Centro Histórico es la zona más delicada del trazado, porque hay comerciantes y dueños de predios que se oponen al proyecto. No hay acuerdos.

La construcción está a cargo del Consorcio Francés Cita (cinco firmas), adjudicatario de la provisión, instalación y puesta en servicio del sistema de movilización que entrará a operar en el 2016. El proyecto cuesta USD 231 millones.

Este nuevo sistema transportará 120 000 pasajeros diarios, de los 180 000 actuales que usan el servicio de bus. Cada tranvía -que ocupa poco espacio en la calle- llevará 280 personas frente a 60 ó 70 de un bus, que es más ancho.

Su funcionamiento implicará el retiro de ocho líneas de buses, que pasan por el Centro Histórico. Esta medida involucra a 70 unidades, pero se efectúan estudios para saber la cantidad exacta, según la Unidad Municipal de Tránsito.

Tranvía de Cuenca obras.
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)