29 de December de 2009 00:00

Cuatro clases de cocteles para brindar en Navidad

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Sociedad

La preocupación de la cena de Navidad o fin de año no debe recaer únicamente en el menú sino también en la bebida que lo acompañará. Saber escogerla contribuirá a una buena digestión, evitará problemas estomacales y  hasta subidas de peso.

Así lo indica el nutricionista Marco Lascano. Varios tipos de bebida se sirven antes, durante y después de la cena. Empieza en el brindis con el tradicional champán.

Para Mesías Nicolalde, barman del bar  Mea Culpa, ubicado en el Centro Histórico de Quito,  se puede variar con cocteles con bajo contenido de alcohol.

Sugiere el coctel Pecado para las mujeres, un Pecarás para adolescentes y adultos mayores, porque son suaves y  ligeros. Para el brindis de los niños, una piña colada sin alcohol y para los caballeros un coctel más fuerte: el Fuego Lento.  Esta segmentación permitirá satisfacer  los diferentes  gustos. Al tratarse de  licores dulces, Nicolalde aconseja no sobrepasar de una copa.

La nutricionista Verónica Chávez recomienda los licores que contengan menor cantidad de alcohol para evitar problemas de sobrepeso. Un  gramo de alcohol tiene siete calorías.

Durante la cena la primera opción es el agua. “Es una de las bebidas más sanas y no produce ningún daño en el organismo”, dice Lascano, quien aconseja no sobrepasar de un vaso durante la cena. Los jugos naturales también son válidos. A decir de Chávez,  la fruta ayuda a digerir mejor la comida que tiene gran cantidad de calorías. Un plato básico de pavo contiene más de 1 100 calorías, una persona al día debe consumir hasta 2 000.

Chávez y Lascano concuerdan en que se debe servir los jugos sin azúcar o edulcorantes porque “produce fermentación que causa malestar estomacal”.   Con los jugos hay que tener cuidado en especial cuando se trata de niños y adultos mayores, se  deben escoger de acuerdo a la tolerancia de cada uno. Si una persona padece de estreñimiento se escogerá la
papaya.  Por la  ingesta de comida copiosa se debe evitar  sodas y cervezas, estas provocan flatulencias y llenura.
 
El  jugo no debe sobrepasar de dos vasos en la noche,   puede causar problemas  estomacales. 

Después de la cena  se recomienda ingerir aguas aromáticas que ayuden a acelerar la digestión, que eviten acidez, llenura y flatulencias. Una sugerencia es no abusar de la comida  y bebida en la noche. El estómago requiere de  3 horas para digerirla.

Consejos para evitar llenura, acidez y flatulencias

 

1. Por la época navideña se recomienda incrementar el consumo diario de agua de ocho a 12 vasos. El agua limpia el cuerpo y elimina las toxinas.

 

2. Es recomendable el jugo de fruta natural sin azúcar o edulcorantes. El azúcar produce fermentación que puede causar malestares estomacales.

 

3.  Preferir frutas cítricas como la maracuyá, piña o naranja que ayudan a la digestión. Se puede combinar con frutas alcalinas como la papaya, melón o babaco. Máximo dos vasos de jugo por la noche, uno durante la cena.

 

4. Por el consumo exagerado de calorías en esta época se  recomienda evitar frutas con alto contenido de carbohidratos como el mango, plátano, la chirimoya y el coco.

 

5. Luego de la cena  para acelerar la digestión, evitar la acidez, llenura y flatulencias se recomiendan aguas aromáticas de anís, canela, menta u orégano. Una taza es suficiente.

 

6. Durante la cena ingerir un solo vaso de agua o jugo, no es recomendable beber en abundancia porque aumenta el bolo alimenticio lo cual provoca llenura y gases. Lo recomendable es tomar antes o después de la cena, o esperar unos 40 minutos para tomar otro vaso.

 

7. En la cena evitar beber cervezas o gaseosas, por el alto contenido de gas estas bebidas hinchan a la persona y causan llenura y flatulencia.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)