15 de enero de 2015 16:28

Correa inicia noveno año de gobierno amenazado por crisis económica

Rafael Correa, junto a Jorge Glas (vicepresidente) y Gabriela Rivadeneira (presidente de la Asamblea). Foto: Alfredo Lagla/ El Comercio

Rafael Correa, junto a Jorge Glas (vicepresidente) y Gabriela Rivadeneira (presidente de la Asamblea). Foto: Alfredo Lagla/ El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 39
Triste 1
Indiferente 2
Sorprendido 2
Contento 32
Agencia AFP
Santiago Piedra Silva

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, inició este jueves 15 de enero su noveno año de gobierno socialista, amenazado por la posibilidad de una crisis económica y con una oposición que, desesperadamente, busca evitar su reelección hasta 2021.

El mandatario, un economista de 51 años con 65% de popularidad, celebra esta fecha bajo la consigna "8RC" sus ocho años de "Revolución Ciudadana", o de "Rafael Correa", según dijo, en la universidad científica Yachay, en Imbabura.

"Va a ser un año duro, pero sabremos salir adelante", dijo Correa el miércoles 14 de enero al repasar los "shock externos" que enfrentará Ecuador en 2015. Se refirió a la drástica baja de la cotización mundial del crudo, principal producto de exportación, y la apreciación del dólar, divisa utilizada en el país desde 2000.

El pasado 5 de enero el Gobierno ya anunció un recorte de 3,91% del Presupuesto General del Estado (PGE) debido a la debacle petrolera.

Las autoridades preveían para este 2015 un precio promedio del barril de petróleo de USD 79,7, pero el barril de WTI, referencia para el país, abrió este 15 de enero en USD 50,74 dólares.

Ecuador, el miembro más pequeño de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), exportó un 76% de su producción de 556 000 barriles diarios entre enero y noviembre de 2014.

El precio promedio del barril fue de 61,59 dólares en noviembre pasado, frente al de 95,63 dólares de todo 2013.

Para Alberto Acosta Burneo, consultor del grupo Spurrier de análisis económico, por todo esto "no se logrará" el crecimiento del PIB de 4,10% previsto para 2015.

"La única opción para lograr ese crecimiento es que se consiga todo el financiamiento requerido", dijo a la AFP.

Correa acaba de obtener créditos de China por 7 500 millones de dólares, pero necesita más fondos para impulsar las obras previstas.

"No tengo la menor intención de continuar" 

Con un sombrío panorama en lo económico, Correa también afronta lo que denomina una "derecha conservadora" que según él pretende desestabilizar a su Gobierno. El de mayor duración tras una década en que Ecuador llegó a tener siete mandatarios, tres de ellos derrocados.

La debilitada oposición trata de cerrar el paso a una iniciativa oficialista, que controla el Congreso, de hacer enmiendas constitucionales para establecer la reelección indefinida. De suceder, en 2015 habilitaría a Correa para los comicios de 2017.

"En el plano político, se intensificarán las tendencias personalistas del modelo, conforme se acerca el fin de su mandato". Eso "conllevará la radicalización de ataques a la oposición", dijo a la AFP Manuel Alcántara, catedrático de Ciencia Política de la Universidad de Salamanca, España, y estudioso de la realidad ecuatoriana.

Sin embargo, el experto consideró que de continuar en 2015 la reducción de la cotización del petróleo y la fortaleza del dólar, el escenario sería preocupante para la economía ecuatoriana y generaría dificultades para la reelección de Correa.

El mandatario rechazó empero que quiera perpetuarse en el poder.

"No tengo la menor intención de continuar. Pero, insisto, tampoco podemos permitir que el pasado vuelva", dijo Correa el miércoles, sugiriendo su posible postulación en caso de darse las enmiendas constitucionales necesarias.

"Por supuesto que estamos mucho mejor y más preparados para gobernar", agregó.

Según el analista político ecuatoriano Daniel Montalvo, el proyecto del oficialismo de extender el período de la "Revolución Ciudadana" tiene muchas posibilidades de triunfar.

La oposición hará intentos "pero nada lo suficientemente fuerte que le impida lograr su objetivo" al gobierno, señaló a la AFP este docente de la Universidad Vanderbilt en Estados Unidos.

Montalvo estimó que la mayor amenaza a la alta popularidad de Correa sería una crisis económica, no el fortalecimiento de la oposición, que lleva una decena de derrotas electorales desde que asumió el gobernante.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)