8 de mayo de 2017 16:33

Abren los colegios electorales en Corea del Sur para las presidenciales

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

Los colegios electorales de Corea del Sur han abierto el martes 9 de mayo del 2017 sus puertas a las 6:00 de la mañana (21:00 GMT del lunes) para celebrar las elecciones presidenciales anticipadas a raíz de la destitución de la expresidenta Park Geun-hye por el caso "Rasputina".

Aproximadamente 42,4 millones de surcoreanos están llamados a las urnas, según datos de la Comisión Nacional Electoral (NEC), de los que más de una cuarta parte (11,07 millones) ya depositó su sufragio en los dos días de votación anticipada que se celebraron los pasados jueves y viernes.

Las últimas presidenciales, celebradas en diciembre de 2012, contaron con una participación del 75,84% y en estos comicios podría aumentar, aunque pocos esperan que supere el récord de 19787 del 89,2 %, cuando la junta militar del general Chun Doo-hwan autorizó los primeros comicios democráticos en más de dos décadas.

Los colegios estarán abiertos durante 14 horas, hasta las 20:00 hora local (11:00 GMT), en un intento por fomentar la participación.

Los comicios vienen marcados por el caso "Rasputina", por lo que los votantes podrían castigar a la derecha en las urnas dada la implicación de la expresidenta conservadora en la trama corrupta.

Los últimos sondeos daban como favorito al liberal Moon Jae-in con un 42% en intención de voto.

Le siguen, a más de 20 puntos de distancia, el centrista Ahn Cheol-soo y el conservador Hong Yoon-pyo.

Se trata de la primera vez que Corea del Sur adelanta comicios para elegir presidente después de que, también por primera vez en democracia, el Constitucional ratificara la destitución de un líder.

Park Geun-hye fue depuesta el pasado 10 de marzo debido a su implicación en el caso de corrupción de la "Rasputina".

Park, que se encuentra en prisión preventiva y encara penas hasta de cadena perpetua, está acusada de crear una red de tráfico de influencias con su amiga Choi Soon-sil, conocida como la "Rasputina" por su influencia sobre la exmandataria.

A través de la trama, ambas habrían obtenido, a cambio de un trato de favor del Gobierno, sobornos de al menos tres grandes empresas -entre ellas Samsung, cuyo presidente de facto también está encarcelado- por valor de unos USD 50 millones.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)