23 de March de 2010 00:00

El Consejo de Participación inició ayer su trabajo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Redacción Política

La puerta principal del edificio del  Consejo de Participación Ciudadana y Control Social  es una barrera. Nadie puede acceder a los pasillos  si no portan una credencial especial.  

Esa fue una de las medidas que se tomaron ayer, en el primer día oficial de trabajo de los siete consejeros del estratégico organismo. Solo ellos podían ingresar  sin ningún problema acompañados de los funcionarios de la entidad .

Los primeros que llegaron al edificio fueron   Juana Miranda, Patricia Ordeñana y Luis Pachala quienes recorrieron las  oficinas, dando  algunas indicaciones.

Minutos después arribó David Rosero. Saludó con todos a quienes encontró a su paso. Estuvo acompañado por dos asesores.

Casi inadvertido pasó Fernando Cedeño, quien con una maleta  buscaba dónde dejar sus pertenencias y ver cuál será su oficina.

La repartición  los despachos se  complicó,  porque aún no se define quién ocupará la Presidencia y la Vicepresidencia. Los escogidos  tendrán oficinas especiales. 

Patricia Ordeñana, como la mejor calificada  del concurso, es quien se ha convertido en la vocera  del organismo. “No están definidos aún los candidatos para ocupar esos cargos, pero espero que sea una mujer”.  De los siete vocales, cuatro son mujeres.

Ordeñana toma así  la batuta.  También recorrió el   edificio junto al coordinador administrativo encargado del Consejo, Javier Mera. Él le  explicó el uso de cada  espacio. Él y otros altos funcionarios entregaron sus respectivos informes a los consejeros.

“Tenemos que evaluar la situación administrativa del Consejo”, aseguró Andrea Rivera, una de las vocales, al llegar a las oficinas para una reunión. La primera cita oficial fue desde  las 10:00. 

Nuevamente, la reunión se realizó a  puerta cerrada. Esta decisión contradice  las norma de la  Ley  del Consejo de Participación,  que señala que todas las sesiones del Pleno deberán ser públicas.

El argumento del hermetismo, actualmente, es que son reuniones y no sesiones del Pleno. La misma explicación tuvo la cita del viernes pasado, un día después  que los consejeros fueran posesionados por la Asamblea Nacional.  

El plazo, según la Ley del Consejo de Participación, para nombrar a los titulares del organismo, vencerá  este jueves. Por eso se  estima que la primera reunión formal del  Pleno sea ese mismo día.

También está pendiente definir cuántos asesores tendrá cada consejero. Luis Pachala, otro de los integrantes del Consejo de Participación, considera que esa decisión debe ajustarse a lo que indica el Ministerio de Relaciones Laborales. “Me parece que en nuestro nivel nos corresponde por ley tener unos dos o tres asesores”.

Pero –aclara- que al momento de convocar a los concursos  necesitarán contratar personal  adicional.  Estos dos días se ha resuelto hacer un diagnóstico situacional de la institución para plantear las estrategias para tomarse en los próximos tres meses.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)