31 de mayo de 2014 18:08

Concejo resolvió quitar monumento racista en La Concordia

Monumento en La Concordia
Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 11
Triste 4
Indiferente 1
Sorprendido 33
Contento 0
Redacción Esmeraldas

Los concejales de La Concordia, cantón de la provincia de Santo Domingo de los Tsáchilas, resolvieron retirar el monumento racista que está ubicado en el Parque Central de esa población, tras una reunión mantenida este sábado 31 de mayo del 2014.

El plazo fijado para demontar la estructura es un mes y se cambiará la esfinge por otra que deberá ser definida por el propio Concejo. Ayer, el territorio concordense fue declarado libre de racismo.

El monumento donde aparecen tres mujeres afro sosteniendo una concha, y sobre ella una mujer blanca, fue cubierto con lienzo por ser considerado como una afrenta al pueblo afro de Ecuador.

Los concejales y los invitados dejaron impregnada, con pintura, las huellas de sus manos sobre el lienzo como señal de unidad.

La resolución contempla cambiar en su totalidad el polémico obelisco que generó controversia desde que fue puesto en la anterior administración del exalcalde Wálter Ocampo. El monumento fue inaugurado a inicios de octubre del 2012, luego de que el escultor Marco Tulio Ochoa moldeara la figura, que se colocó en honor a los 57 años de fundación de La Concordia. Incluso, el defensor del Pueblo, Ramiro Rivadeneira, actuó por una denuncia presentada por sus pobladores.

La moción de remover completamente el monumento recibió el apoyo de tres concejales incluido el voto del alcalde Wálter Andrade. Dos concejales votaron en contra de la propuesta: Milton Chuquirima (suplente de Silvana Lara, Avanza) y Eduardo Morante (Alianza País).

El concejal Ricardo Ocampo fue el proponente del proyecto que recibió el apoyo del edil Ángel Bravo. Él añadió que se agregara la palabra 'cambiar' en su totalidad el monumento, en lugar de modificarlo, como fue la propuesta inicial.

El alcalde Wálter Andrade dijo que con esa acción se marca un hecho histórico en la vida del cantón y pone fin a una etapa marcada por la discriminación étnica.

Montar ese monumento motivó una acción legal presentada por el Colegio de Abogados de Esmeraldas y respaldada por el Prefectura. Ayer, el presidente del Colegio de Abogados, Estuardo Quiñónez, calificó de razonable la acción de los concejales de La Concordia.

Representantes del pueblo afro del Ecuador participaron en la sesión y respaldaron la decisión del Concejo. “Esperamos que actos como estos no se repitan más en el país multiétnico y pluricultural”, señalaron.

Como testigos del hechos estuvieron el defensor del Pueblo, Ramiro Ribadeneira; la asambleísta Alexandra Ocles (Alianza País), la vocal del Consejo de Regulación y Desarrollo de la Información y Comunicación (Cordicom), Paulina Mogrovejo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)