23 de June de 2009 00:00

Los comerciantes esperan su ley

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Redacción Guayaquil

El ‘Congresillo’ analizará en primer debate, desde hoy, el proyecto de la Ley de Defensa del Comerciante Minorista, Trabajador Autónomo y Microempresario. Esta propuesta mantiene divididos a los comerciantes. El problema es más evidente en Guayas.

La propuesta, presentada por Betty Amores, presidenta de la Comisión Especializada de lo Laboral y Seguridad Social, contempla la fusión de las leyes de los asambleístas Jorge Escala, del Movimiento Popular Democrático, y Amanda Arboleda, de País.



El jueves en Quito
La Confederación y la Federación Nacional de Comerciantes, así como diversas agrupaciones provinciales contrarias a la ley, se reunirán el jueves en el ‘Congresillo’, para evaluar acciones. Por la tarde, los atenderá la asambleísta Betty Amores.
La iniciativa del proyecto de Ley surgió el 29 de octubre de 2008, tras una reunión de la Central Unitaria de Comerciantes Minoristas y Trabajadores Autónomos del Ecuador en Quito.
El pasado viernes, unos 50 policías metropolitanos custodiaron la calle Chimborazo, desde Capitán Nájera hasta la avenida  Olmedo. Exigieron a un grupo de comerciantes que retire sus productos de las aceras del sector aledaño a la Bahía. Las dos últimas semanas, las calles céntricas de Guayaquil acogieron dos marchas de comerciantes. La una, la de los informales, reclamó su reconocimiento y el derecho a trabajar libremente. La otra, los vendedores de las Bahías y mercados, protestaron por no haber sido tomados en cuenta en la discusión del  proyecto.

Entre los puntos básicos, el proyecto  reconoce y protege al trabajo autónomo. Además, prohíbe el decomiso o la confiscación de la mercadería, castigando a la autoridad que la realice, con el pago del doble del valor de lo decomisado y su destitución del cargo.

Se regulan y protegen las actividades de los comerciantes minoristas, trabajadores autónomos y microempresarios.

César Espinoza, coordinador de los comerciantes de  los alrededores del Mercado Central, dijo que unos 800 vendedores de la ciudad estarán en Quito “peleando hasta las últimas consecuencias, para que se apruebe la Ley”.

Agradeció a los comisionados, quienes por primera aprobarán una Ley que garantice el derecho al trabajo de los comerciantes minoristas. “Todos los congresos anteriores fueron enemigos”.

Espinoza destacó que en el proyecto que entra en debate se les garantiza el trabajo. Además, que podrán ser parte del Seguro Social y que accederán a créditos como comerciantes  autónomos.

Elizabeth Palacios, presidenta de la Federación de Comerciantes Autónomos del Guayas, también respalda el proyecto. Cree que ya es hora de que cuenten con una Ley que los reconozca como trabajadores legales.

“Lo que queremos es que se nos respete y se nos regularice, que no se nos ataque ni se nos decomise mercadería. Por eso hemos buscado dialogar con el Municipio”.

Pero hay quienes ven a la Ley como la posibilidad de la vuelta al caos. Juan Narea, de la Federación Provincial de Comerciantes Minoristas de la Bahía, reclamó porque muchas organizaciones no fueron tomadas en cuenta en los debates del proyecto.

Y dijo que la propuesta tuvo a la cabeza a la Cucomitae, la Central Unitaria de Comerciantes Minoristas y Trabajadores Autónomos del Ecuador. “Esta es una fracción del MPD, que equivale con los comerciantes a lo que es la UNE en la educación”. Añade que el artículo 8  avala el crear el caos y el desorden en Guayaquil y en todo el país.

Para ella, se prohíbe todo tipo de decomiso y  las ordenanzas municipales deben ser modificadas. En caso de un decomiso se debe indemnizar al vendedor, con el doble de ese valor y la autoridad será destituida. “Este es un artículo redactado para el relajo”.

Narea no considera un avance que en laLey consten beneficios como los créditos 5-5-5  o los bonos para vivienda. “La afiliación al IESS saldrá de nuestros bolsillos. No sabemos cuánto nos costará y cómo vamos a ser afiliados”.

La semana pasada, luego de la marcha de los informales, el Municipio emitió un comunicado en el cual insistió en su deseo de valorar y garantizar el trabajo del comercio autónomo e informal, pero de acuerdo con el orden y en los lugares establecidos.

“Guayaquil no volverá al caos, a la inmundicia, al irrespeto a los espacios públicos, a la competencia desleal y a nada que signifique atentar contra el bienestar, el progreso y el empleo de las grandes mayorías”, decía el documento.

Los principales puntos propuestos

El cuerpo legal consta de 17 artículos y 4 transitorias

Art. 7

Reconocimiento. Se reconoce y protege el trabajo autónomo en los espacios públicos determinados, de conformidad con la presente ley, los reglamentos y las demás disposiciones legales.

Art. 8

Prohibición. Se prohíbe toda forma de decomiso, confiscación, privación, retención, incautación... dispuestos mediante ordenanzas municipales, de los productos, materiales, equipos, herramientas y/o capital de trabajo de los trabajadores autónomos, comerciantes, vendedores...

Art. 12

Espacios. Los gobiernos autónomos descentralizados del país, dentro de sus planes de desarrollo y mejoramiento urbano, incluirán la creación y ampliación de centros de acopio, distribución y comercialización, recintos feriales y mercados en los cuales los trabajadores autónomos y comerciantes desarrollen sus actividades.
 
Art. 17

Participación.En las sesiones de los gobiernos autónomos descentralizados, que se traten asuntos de la ocupación del suelo urbano para el comercio que tenga que ver con los trabajadores autónomos, éstos ocuparán la silla vacía de representación ciudadana para participar en el debate y en la toma de decisiones.
Disposición general

Primera. Se incluirá a un representante de los comerciantes en los organismos encargados de la regulación de precios y defensa del consumidor.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)