25 de November de 2009 00:00

El cine ecuatoriano, en el debate

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Cultura

Uno de los puntos importantes en el proyecto de Ley de Cultura del Ministerio es la creación del Instituto Nacional del Audiovisual  que, entre otras funciones, tendría la de establecer una cuota de pantalla en cine para las películas ecuatorianas.

Los proyectos de Ley de la C.C. País y de la CCE no tienen una consideración particular sobre este punto, sino que estipulan artículos generales que hablan sobre el derecho al acceso  y a la difusión de las diferentes manifestaciones culturales.

Punto de vista

Juan Martín Cueva/ Cineasta
‘Garantizar la diversidad es algo fundamental’

En la realidad de América Latina, donde existe  un monopolio de la producción proveniente  de Hollywood, me parece fundamental que el Estado garantice de alguna manera la diversidad cultural en la programación cinematográfica.

Es alarmante que más del 90% de programación que pueden ver los ecuatorianos sea de un solo origen. Hay que poner los pies en la tierra, estamos en un país que aún no produce lo suficiente como para exhibir en  canales o en  las salas de cine, o  que se llene una cuota de pantalla solo con producción nacional. Me parece importante que conozcamos también la realidad de los países más cercanos al  nuestro, para un estudio más amplio.

Rafael  Barriga/ Ocho y Medio
‘La cuota en pantalla debe ser realista’

Sin duda, será  un acierto que haya un Instituto Audiovisual, para la proyección del cine del Ecuador en el extranjero. Existe un Consejo Nacional que debe convertirse en instituto, con más competencias.

La cuota de pantalla es una necesidad, dado que las salas de cine comerciales no han tratado con la misma justicia a las películas ecuatorianas que a las producciones extranjeras.

Una cuota es adecuada si somos  realistas. No debe perjudicar a las salas de cine y ser consecuente con el número de películas y el interés que tienen. Es diferente un documental que una película de alto presupuesto. La cuota debe ser sensible a las particularidades de cada producción.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)