23 de January de 2010 00:00

Chile se mueve

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Roberto Salas

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Desde hace 11 años he asistido a acontecimientos importantes en los países por donde mi carrera empresarial me ha llevado.  Viví en Costa Rica entre 1999 y 2004, siendo testigo de un gran crecimiento del turismo, la megainversión de Intel y la aparición de una nueva opción electoral que irrumpió un bipartidismo tradicional.  Luego, de 2004 a 2007, pude ver cómo Brasil se convirtió en la nueva estrella emergente en manos de un Mandatario, ex dirigente sindical.  Desde 2008 resido en Chile, y hoy me toca vivir la transición de 20 años de gobierno de la Concertación, una alianza de  izquierda, a un gobierno liderado por un empresario de centro-derecha. 

En este caso, las preguntas más frecuentes y difíciles son dos.  ¿Cómo el gobierno de una Presidenta con nivel de aprobación de casi 80% pudo perder las elecciones?  ¿Por qué la coalición de izquierda bien organizada, que ha gobernado  con muchos logros, pierde las elecciones frente a un  representante de la centro-derecha?
De la forma más objetiva, estos 7 puntos podrían responder:

1. Los errores del proyecto Transantiago.  El proyecto de transporte urbano en Santiago fue un desastre económico y dejó a los usuarios muy insatisfechos. Un monumento a la ineficiencia que desprestigió al Gobierno.

2. Las primarias deben ser efectivas.  La elección del candidato de la Concertación no dejó satisfecho a todos, principalmente a los jóvenes, quienes se rebelaron ante el proceso nominativo surgiendo Marco Enríquez-Ominami.

3. La ropa sucia se lava en casa, pero con un excesivo afán de transparencia se evidenciaron públicamente los problemas internos de la Concertación.

4. El desempeño cuenta.  Desde hace 7 años el país viene teniendo bajo nivel de crecimiento.  La productividad se ha reducido y su competitividad afectada sobre todo por los costos de energía.

5. El nivel de aceptación del Presidente no garantiza las elecciones.  En Perú, Toledo tenía aprobación menor a 20% y Alan García ganó.  En Chile, Bachelet tiene el 78% y la Concertación perdió.  Las elecciones dependen de los candidatos y circunstancias propias.

6. La oposición debe estar unida.  La Alianza, coalición que apoya a Piñera y que no ha sido gobierno por 52 años, ha estado unida con un abanderado claro, no alineado con la dictadura y conquistando a los menos polarizados.

7. Curiosidad por la alternancia.  Muchos compraron la idea que 20 años es mucho, y que una alternancia en el poder fortalecería la democracia con bajos riesgos, sobre todo porque la política exterior y la económica en Chile son políticas de Estado.

Por eso Chile se mueve, con seguridad y expectativas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)