18 de diciembre de 2017 10:15

Todos contra todos en Cataluña a tres días de unas elecciones cruciales

Candidato del Partido Socialista Catalán (PSC) habla durante una reunión de campaña para las próximas elecciones regionales en Barcelona. Cataluña entra en el tramo final antes de las elecciones del 21 de diciembre, destinadas a reemplazar o reinstalar a

Candidato del Partido Socialista Catalán (PSC) habla durante una reunión de campaña para las próximas elecciones regionales en Barcelona. Cataluña entra en el tramo final antes de las elecciones del 21 de diciembre, destinadas a reemplazar o reinstalar a los líderes separatistas depuestos. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

Los partidos catalanes intensificaron este lunes, 18 de diciembre, los ataques a sus principales rivales dentro de los dos grandes bloques, el independentista y el unionista, en una carrera por liderar ambas opciones en los comicios regionales del jueves.

El principal líder independentista encarcelado, el depuesto vicepresidente del gobierno catalán Oriol Junqueras, lanzó este lunes un dardo sin mencionarlo al expresidente Carles Puigdemont, huido a Bruselas, al afirmar que él se quedó en Cataluña porque no se esconde.

“Estoy aquí porque no me escondo nunca de lo que hago, y porque soy consecuente con mis actos, con mis decisiones, con mis pensamientos, con mis sentimientos y con mi voluntad”, dijo Junqueras desde la cárcel de Estremera, cerca de Madrid, en una entrevista con la radio catalana Rac 1.

El interés de las elecciones consiste en medir la salud del independentismo catalán, que sumió a España en la peor crisis política de su era democrática moderna con la proclamación fallida de secesión del 27 de octubre y la consiguiente respuesta del gobierno central, que intervino la autonomía y destituyó al ejecutivo regional, al que la justicia acusó de sedición y rebelión.


Puigdemont recorta distancias a Junqueras desde Bruselas -

Junqueras es líder del partido ERC (siglas en catalán de Izquierda Republicana de Cataluña) , favorito para ganar las elecciones del jueves 21 de diciembre al igual que el partido unionista Ciudadanos, según los sondeos, pero ninguno con mayoría absoluta, lo que abre la puerta a coaliciones transversales e incluso a la repetición de comicios.

ERC ha visto cómo el partido de Puigdemont, Unidos por Cataluña, va recortándole distancias en las encuestas. En el bando “unionista” , Ciudadanos y su candidata Inés Arrimadas compiten con el PSC (Partido Socialista de Cataluña), y ambos reclaman el voto útil para poner fin al desafío independentista.

El candidato socialista en Cataluña, Miquel Iceta, llamó “demócrata de pacotilla” al líder nacional de Ciudadanos, Albert Rivera, que había dicho que votar a cualquier otra formación unionista que no fuera la suya equivalía a desperdiciar el voto.

“Yo no diré, como ese dirigente de Ciudadanos, Albert Rivera, que todos los votos que no vienen a mí van a la basura. Vaya demócrata, ¡de pacotilla!”, aseguró Iceta en un mitin.

En el campo independentista, el tercer partido en discordia, la CUP (Candidatura de Unidad Popular), acusa ahora a sus exsocios parlamentarios secesionistas de haber renunciado a separarse unilateralmente y sin el permiso del gobierno de España, y apostó por ahondar en esa vía: “Si generamos una mínima duda, nos arrasarán y denigrarán como pueblo”, advirtió el candidato Pere Vidal Aragonés en un mitin.

Desde ERC, le replicaron que “está claro que es más fácil recetar que tomar, los que hemos tomado semanas de prisión tenemos que poner algunas afirmaciones en el contexto de la realidad”, dijo Carles Mundó, que pasó también por la cárcel y se encuentra en libertad condicional.


El PP, descolgado en los sondeos


Por su parte, el Partido Popular (PP, conservador) del presidente de gobierno Mariano Rajoy, descolgado en los sondeos -que le auguran una quinta posición-, se presenta con la principal carta de haber “ descabezado ” al movimiento independentista, en palabras de la vicepresidenta del gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, en contraste con lo que consideran la ambigüedad del PSC, que gobierna junto a los independentistas en algunos ayuntamientos catalanes.

Este lunes, Saénz de Santamaria acusó al proceso independentista catalán de ser “ un 'fake' en toda regla”, en una comparecencia en el gobierno. Fue, añadió, “ un proceso basado en la postverdad, en el que las falsedades no sólo viajaban por la red, sino también en coche oficial ” .

Después de que el gobierno español acusará al independentismo de haberse valido del apoyo de cuentas de Twitter rusas para difundir calumnias, y que éste haya sugerido que Madrid está dispuesta a manipular los comicios, la vicepresidenta dijo que se tomaron medidas para asegurar el buen transcurso de la jornada electoral.

“Se están reforzando esos sistemas de seguridad, tanto en recursos humanos como en medios tecnológicos. Se ha llevado ya a cabo un simulacro del proceso analizando toda la seguridad del sistema de escrutinio, que se completó sin ninguna incidencia”, explicó.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)