29 de abril de 2018 00:00

Cinco kilómetros del túnel del Metro de Quito se abren por un día

valore
Descrición
Indignado 19
Triste 0
Indiferente 5
Sorprendido 4
Contento 19
Daniel Romero
Redactor (I)
dromero@elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Los trenes del Metro de Quito no serán los encargados de inaugurar y poner a prueba el túnel. Los cinco primeros kilómetros, desde El Labrador hasta Iñaquito, los recorrerán primero cerca de 2 000 personas en la carrera Metro 5K que se realizará el próximo sábado (5 de mayo del 2018).

Actualmente, el túnel que une El Labrador (norte) con Quitumbe (sur) tiene construidos 14 de los 22,6 kms. El avance de la obra se evidencia por tramos conforme avanzan las tuneladoras: La Guaragua, Luz de América y La Carolina.

La mañana del viernes pasado este Diario realizó un recorrido dentro del túnel por donde irá la carrera. Para descender está la rampa de salida de emergencia de la estación de El Labrador. Las paredes en las que aún se observa la tierra, tienen las marcas de las excavadoras. A medida que se desciende a los 25 metros bajo la superficie, todo es más frío.

El lugar no es recomendado para gente que sufre de claustrofobia. Aunque hay suficiente oxígeno, toparse con un paisaje donde se ve una pared circular conformada por anillos de dovelas de concreto y una hilera de focos para la iluminación es impactante. Hay fierros, material de construcción y vehículos parqueados en diferentes partes.

El tramo de los 5 kilómetros por donde se dará al carrera, según Andrea González, directora de Comunicación de Metro de Quito, será el primero en el que se colocará la vía de rieles para la circulación de los 18 trenes.

El paisaje cambia al llegar a la estación Jipijapa, en el sector de la Plaza de Toros. Allí, al igual que en la parada Iñaquito, es posible observar mallas que protegen los acceso a las escaleras que permitirán el descenso desde el lobby de cada una de esas estaciones.

Las 15 estaciones que conforman el sistema, según Metro de Quito, tienen diseño estándar: tres niveles, construidos a 25 metros de profundidad. De ellas, 12 ya acabaron su obra civil, es decir, no tienen acabados e instalaciones de servicios.

El recorrido incluye altibajos. La colocación de las dovelas, que no son todas de un mismo tamaño, determinan, en cierta medida, unas pequeñas cuestas en el trayecto . Sin embargo, al caminar por el túnel hay la sensación de que el recorrido es en un área plana.

Un dato importante es que en las tres estaciones, por donde irá la carrera, ya se levanta la estructura de hormigón, donde los pasajeros subirán a los trenes. Esto es más evidente en la estación de El Labrador en donde ya está el área donde tendrá que detenerse el tren para abrir sus puertas.

Al momento, la construcción del Metro tiene un 64% de avance. Para su construcción hay 71 puntos de obra abiertos entre El Labrador y Quitumbe. Entrará en funcionamiento en diciembre del 2019.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (35)
No (22)