10 de December de 2009 00:00

En Carchi cayeron las primeras lluvias

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Tulcán 

Las lluvias de los últimos días tranquilizan a los campesinos, pero hay retraso en las siembras. Además, se han presentado deslaves que bloquean las vías de ingreso a cuatro poblados de Carchi.

En el sector de Jijón y Caamaño, en el cantón Mira, se produjeron desprendimientos de tierras que ocasionaron daños en la única vía de acceso.

Obras pendientes
Los agricultores de la zona  también pedirán a la Prefectura que se haga un seguimiento de los sistemas de riego, que se construyen en la provincia.  
Aún está pendiente la culminación de los trabajos en la represa Gevanny Calles, San Isidro y en Montúfar. Los moradores dicen que la obra es urgente, pues alimentará al sistema de riego de la zona.

Para sacar los productos, los campesinos tienen que hacer trasbordos. Por eso, pidieron ayuda a la Prefectura para que ingrese con maquinaria y retire el material. En el cantón Tulcán, las últimas precipitaciones causaron pequeños derrumbes que también afectaron a los ingresos hacia las parroquias El Chical, Maldonado y El Carmelo.  

Mientras  que los agricultores que  se arriesgaron a sembrar en temporada de sequía hablan de las pérdidas. Germán Bolaños, campesino de Bolívar, sembró cinco hectáreas de maíz, pero sus plantas no crecieron. “No alcanzaron una  altura adecuada y dudo que se desarrollen y obtenga un buen fruto”, señaló.

En Los Andes, Luis Chulde prefirió no sembrar, pero invirtió en abono para el suelo y aún no decide si cultivará o no. Él teme una fuerte temporada de lluvias. “Si llueve demasiado, la papa se pudre y no se saca nada”.  

Fausto Ruiz, alcalde de Mira, dijo que las secuelas de la sequía no terminan con el aparecimiento de las lluvias.

“Hubo familias de campesinos que salieron de las comunidades en busca de trabajo en Ibarra, Quito y Guayllabamba”. Según Ruiz, existen  terrenos que quedaron abandonados y no se sabe si los propietarios regresarán a cultivarlos.

Además, por los gastos de los campesinos en plaguicidas, abonos... se quedaron sin dinero y sin  financiamiento. El Alcalde explicó que se pedirá ayuda a los funcionarios del Gobierno central, para que otorguen  créditos a  los pequeños agricultores.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)