4 de mayo de 2015 18:11

Una mujer y un afroamericano buscan la candidatura republicana en EE.UU.

Fiorina, Carson

Carly Fiorina (izq.) y Ben Carson (der.) son los aspirantes a la candidatura para la presidencia de EE.UU. por el partido republicano. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 2
Agencia EFE
Washington

La exejecutiva de Hewlett-Packard (HP) Carly Fiorina y el neurocirujano Ben Carson oficializaron hoy, 4 de mayo, sus aspiraciones a la candidatura republicana para las elecciones de 2016 y son la primera mujer y el primer afroamericano de una contienda que se vuelve así más diversa.

Los tres aspirantes oficiales hasta hoy, los senadores Ted Cruz, Marco Rubio y Rand Paul, son todos hombres blancos, al igual que dos de los favoritos en las encuestas, el exgobernador de Florida Jeb Bush y el gobernador de Wisconsin, Scott Walker, quienes todavía no han realizado un anuncio formal.

Fiorina, de 60 años, fue en 1999 la primera mujer en tomar las riendas de la compañía HP y ahora quiere hacer valer su experiencia en el mundo empresarial para lograr la candidatura republicana.

Su anuncio lo hizo a través de un vídeo en su página web oficial y también concedió una entrevista a la cadena de televisión ABC, en la que se definió como "la mejor persona" para ocupar la presidencia.

"Entiendo cómo funciona la toma de decisiones, lo que significa tomar una decisión difícil en un momento difícil", argumentó Fiorina.

Pese a que nunca ha ocupado un cargo político, ya que en 2010 trató sin éxito de arrebatar el escaño del Senado por California a la demócrata Barbara Boxer, Fiorina presenta como su mayor aval su experiencia en el mundo de los negocios y tecnológico y, en particular, su época como consejera delegada de HP (de 1999 a 2005).

Carson, de 63 años y también sin experiencia previa en un cargo público, anunció hoy su candidatura en un discurso en su ciudad natal, Detroit.

De credo adventista, Carson es un neurocirujano reconocido internacionalmente que dejó de ejercer como tal en 2013 y en 2008 recibió del entonces presidente estadounidense, George W. Bush, la Medalla de la Libertad, el mayor honor civil del país.

En su discurso, Carson sostuvo que hoy en día muchos estadounidenses tienen "miedo a defender lo que piensan" y que es momento de poner fin a esa realidad y de recordar lo que hicieron los fundadores del país "para poder ser libres".

"Dejen de ser leales a un partido o a un hombre, y usen su cerebro para pensar por sí mismos", pidió Carson a la audiencia al afirmar que él no es "un político" ni pretende ser "políticamente correcto".

Además, prometió que, de llegar a la Casa Blanca, transformará al Gobierno "en algo más parecido a una empresa bien gestionada que a un gigante de la ineficiencia".
Carson es un gran detractor de la reforma sanitaria que implementó el presidente de EE.UU., Barack Obama, en 2010, y un firme defensor del libre mercado y los beneficios de Wall Street.

También se opone al derecho al aborto y al matrimonio entre personas del mismo sexo y ha realizado comentarios polémicos acerca de los homosexuales, mientras que en política exterior se ha unido a críticas de otros republicanos sobre la estrategia de Obama hacia Oriente Medio e Irán.

Fiorina coincide con Carson en el rechazo a la política de Obama hacia Irán, pero se desmarca de él en su reconocimiento de que las parejas homosexuales deben tener, bajo la ley, los mismos derechos que las heterosexuales. Las carreras de ambos en sus respectivas especialidades se caracterizan por el éxito.

A los 33 años, Carson ya era director de neurocirugía en la sección de pediatría en el Hospital de la Universidad Johns Hopkins en Baltimore (Maryland) y en 1987 dirigió la operación que separó con éxito por primera vez a dos gemelos unidos por la cabeza.

Y Fiorina, que llevó a HP a convertirse en la undécima mayor compañía de Estados Unidos, de acuerdo con su biografía oficial, encabezó en 1998, cuando era una alta ejecutiva en el gigante de las telecomunicaciones Lucent, la lista de la revista Fortune sobre las mujeres de negocios más poderosas del país.
Según la web RealClearPolitics, que elabora un promedio diario de las encuestas de opinión, Carson tiene hoy un 4,8 % de apoyo para lograr la nominación republicana, y Fiorina apenas un 1 %.

En cabeza está, con un 15 %, Jeb Bush, quien todavía no ha anunciado formalmente su candidatura, pero lleva meses en campaña.

Para mañana, martes, se espera el anuncio de la candidatura del exgobernador de Arkansas Mike Huckabee, quien también prevé sumarse a la lista de aspirantes republicanos a la Casa Blanca.

Por el lado demócrata la lista es reducida, con solo dos aspirantes, por el momento: la exsecretaria de Estado Hillary Clinton, a la cabeza de todas las encuestas, y el senador independiente Bernie Sanders, que se define como socialista. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)