26 de enero de 2016 18:32

Cancilleres de Celac buscan fortalecer unidad, soberanía y combate a pobreza

Una reunión previa a la Cumbre de la Celac se realizó hoy, 26 de enero de 2016. En esta participaron los cancilleres de los países miembros. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

Una reunión previa a la Cumbre de la Celac se realizó hoy, 26 de enero de 2016. En esta participaron los cancilleres de los países miembros. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 6
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 3
Agencia EFE

Los cancilleres de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) iniciaron hoy, 26 de enero de 2016, su IX reunión en Ecuador, previa a la Cumbre de jefes de Estado y de Gobierno, con un llamamiento al fortalecimiento de la unidad, la soberanía y la lucha contra la pobreza.

El ministro ecuatoriano, Ricardo Patiño, dio inició a la cita instando a los demás cancilleres a que la región pueda crear su propia arquitectura financiera para que el ahorro sufrague proyectos de desarrollo propios y no los de países con mejores condiciones económicas.

"Nuestros Bancos Centrales, frecuentemente autónomos y sin controles democráticos, envían centenas de miles de millones de dólares de nuestras reservas al exterior, no solo financiando sino también transfiriendo riqueza a los países más ricos, al recibir por esas reservas minúsculos rendimientos, mientras que nos prestan nuestro mismo dinero a tasas muy superiores al rendimiento de nuestras inversiones", criticó.

Patiño añadió que "la razón no pide fuerza. Los sinsentidos económicos pueden ser corregidos en la unidad y en la integración, pues actuando nuestras naciones por separado el capital impondrá sus condiciones".

"Juntos seremos nosotros los que impongamos las condiciones y los intereses, los derechos de nuestros pueblos al capital y, sobre todo, aprovecharemos mejor nuestro ahorro para nuestro propio desarrollo regional y así situarnos entre las más potentes economías del planeta como región", agregó.

Al inaugurar la cita Patiño comentó que los cancilleres trabajarán a lo largo de la jornada en el proyecto de agenda de la cumbre, discutirán varios documentos para poner a consideración de los mandatarios, analizarán la Declaración de Quito (documento final de la cumbre), el plan de acción de Celac para 2016 y otras declaraciones especiales.

En ese sentido, el titular de la diplomacia ecuatoriana subrayó que la Celac deberá "ser el espacio" donde los latinoamericanos y caribeños traten los asuntos de la región "en forma soberana y como hermanos".

Patiño pidió a sus pares que sigan afrontando "el desafío de transformar América Latina y El Caribe en una región equitativa, sin pobreza".

Destacó el proceso de unidad en la Celac, con la cual, consideró, la región puede demostrar su capacidad de encontrar, "sin tutelajes", las mejores soluciones a sus problemas.

Al referirse a datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) dijo que en la región viven cerca de 165 millones de personas en situación de pobreza, de las cuales 69 millones están en extrema pobreza.

"Pese a ello, la región es una de las más avanzadas en el
cumplimiento de los objetivos del desarrollo del milenio.
Erradicar la pobreza extrema es inseparable de los esfuerzos para reducir la pobreza en general, pues ambas interactúan y deben ser atacadas como un todo", apuntó.

Agregó que entre 2002 y 2014 la "indigencia" pasó del 19,3 al 12% de la población y, en el mismo período, el coeficiente de Gini, que mide la desigualdad en los ingresos, se redujo en un 10 por ciento.

"A la luz de aquellos avances, podemos considerar como viables las metas propuestas en la agenda regional. Sin embargo, debemos reconocer que reducir la desigualdad es un desafío complejo que requiere acciones en los sistemas laborales, tributarios, así como el destino en el gasto público", dijo.

Ello, apuntó, demanda de un trabajo "continuado" hasta lograr que en la región se reduzcan las brechas de desigualdad e inequidad.

La reunión de cancilleres antecede a la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Celac, que tendrá lugar mañana, en la sede de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

Durante la IV cumbre de la Celac, Ecuador entregará la presidencia temporal del grupo a República Dominicana.

La Celac está integrada por Antigua y Barbuda, Argentina, Bahamas, Barbados, Belice, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, República Dominicana, Dominica, Ecuador y El Salvador.

Además, Granada, Guatemala, Guayana, Haití, Honduras, Jamaica, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Santa Lucía, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Surinam, Trinidad y Tobago, Uruguay y Venezuela.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)