16 de March de 2010 00:00

Una boda entre ecuatorianos es ágil

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Redacción Quito

Cuatro semanas le tomó a la esmeraldeña Valinda Mejía, de 50 años, y al cubano Manuel Meré, de 25, para contraer matrimonio.

Ayer, después de demostrar su sólida relación sentimental a Antonio Mancheno, coordinador del Registro Civil de Pichincha, ambos  novios pudieron cumplir con uno de sus sueños.

Antes  de colocar su rúbrica en el  acta de matrimonio, Valinda y Meré  debieron sortear una serie de  obstáculos. Entre ellos: obtener el visto bueno del coordinador de Matrimonios del Registro Civil. La aprobación se   dio  después  de dos   entrevistas.

Este primer proceso  es uno de los requisitos  para la boda civil cuando  uno de los dos contrayentes es extranjero. “Esa es una fórmula que utilizo para tratar de reducir los matrimonios arreglados”, dijo Mancheno.

Según el coordinador de matrimonios del Registro Civil de Pichincha, con las entrevistas se intenta comprobar que los  contrayentes al menos se conozcan. Eso -explica Mancheno-  ante la gran cantidad de matrimonios que  se realizaron en el 2009  con la llegada al país de cubanos, colombianos, pakistaníes, etc.

Según el Registro Civil, desde  el 1 de enero hasta el 14 de marzo del 2010,  se han realizado 52 matrimonios entre una persona ecuatoriana(o) y un  cubano(a). Antes de enero  había 15 bodas diarias entre ecuatorianos y personas de esa nacionalidad.

Antes de contraer nupcias, Meré  también debió presentar un documento de su movimiento migratorio. Este certificado es otorgado por la Dirección Nacional  de Migración.

Meré y Mejía también presentaron un par de fotos para demostrar su situación sentimental. “El trámite me pareció eterno. Pero estoy  de acuerdo con las  medidas que se han tomado para celebrar este tipo de matrimonio”, aseguró Mejía.

El caso de Meré y Mejía es una excepción a la regla, pues los matrimonios entre ecuatorianos se celebran en un día, siempre que los contrayentes presenten toda la documentación (ver infografía). Así lo corroboraron Gabriela Ponce y Byron Carvajal, una pareja que se casó ayer.

Los novios llegaron a las 10:00 y se casaron después de una hora. Ellos y sus dos testigos presentaron la cédula y cancelaron USD  6. El costo del matrimonio a domicilio es  de USD  60.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)