27 de octubre de 2016 13:02

La bebé recién nacida, que fue abandonada en una calle de Ibarra, salió de cuidados intensivos

Victoria de los Ángeles se recupera en la Sala de Pediatría del hospital San Vicente de Paúl, de la capital de Imbabura. Foto: cortesía del Hospital San Vicente de Paúl

Victoria de los Ángeles se recupera en la Sala de Pediatría del hospital San Vicente de Paúl, de la capital de Imbabura. Foto: cortesía del Hospital San Vicente de Paúl

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 2
Contento 16
Washington Benalcázar
(I)

Las ganas de vivir pudieron más que las intenciones de la persona que la abandonó en la vía pública. La niña recién nacida, que el 11 de octubre del 2016, fue encontrada junto a fundas de basura, en la ciudad de Ibarra, provincia de Imbabura, en el norte de Ecuador, está bien de salud. Se recupera satisfactoriamente, según los médicos del hospital San Vicente de Paúl, de la localidad.

El 26 de octubre del 2016, la pequeña fue transferida de la Unidad de Cuidados Intensivos a la Sala de Pediatría. A esa casona llegó hace 16 días, luego que un ciudadano la encontró junto a fundas de basura, en Azaya, un barrio periférico, ubicado al norte de Ibarra.

El llanto de la neonata llamó la atención del hombre que habría salido de su vivienda. Recuerda que hacía un intenso frío.
Sorprendido se acercó a la funda plástica, de color negro, en cuyo interior la pequeña se movía desesperada. Rompió un extremo de la envoltura y encontró a una bebé que estaba desnuda.

Inmediatamente alertó del suceso a la Unidad de Policía Comunitaria de Azaya, a través de su teléfono celular. El sargento Marcelo Yandún y un compañero fueron los primeros en llegar a bordo de una camioneta policial. El agente recogió a la niña que aún tenía el cordón umbilical, restos de placenta y gotas de sangre. Es por ello que se presume que nació minutos antes de que fuera abandonada, posiblemente por su madre.

Una manta térmica, que facilitó el ciudadano que la encontró, y el sistema de calefacción del vehículo policial prácticamente habrían salvado a la pequeña de la muerte por hipotermia. Así les confirmaron los paramédicos del Sistema de Seguridad Ciudadana ECU 911, de Ibarra, que llegaron minutos después en una ambulancia. Finalmente trasladaron a la menor al centro sanitario y la entregaron en el área de Emergencias.

La Fiscalía y la Policía investigan el caso. Según Ismael Varas, jefe de la Dirección Nacional de Policía Especializada para Niños, Niñas y Adolescentes (Dinapen), de Imbabura, aún no hay pistas de los familiares de la niña.

“A través de los medios de comunicación locales hemos hecho un llamado para que se acerquen los progenitores. También estamos cruzando información a nivel nacional. Pero, hasta el momento no hay rastros de los responsables de haber abandonado a la bebé”.

La niña, a la que la ciudadanía ha bautizado como Victoria de los Ángeles, recibe diariamente el apoyo de las personas. “Todos los días llega gente con ropa, pañales y leche. Es una persona bendecida”. Así explica una de las funcionarias de Servicio Social de la casa de salud.

Los galenos están satisfechos con la recuperación de la pequeña. Es por ello que se prevé que será dada de alta en los próximos días. Ismael Varas explica que de no aparecer los familiares de la niña, será internada en una casa de acogida. Para ello un juez deberá legalizar su ingreso.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (0)