12 de octubre de 2014 14:49

Los bancos y sus usuarios, blancos permanentes de los grupos delictivos

asalto en agencia bancaria

En los últimos meses se han conocido al menos 10 casos relacionados con asaltos a sucursales financieras o clientes. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Seguridad

La investigación por ahora se mantiene en reserva. Poco ha trascendido de lo que ocurrió el lunes último (6 de octubre de 2014) en el interior de una agencia bancaria del centro de Guayaquil. Por ahora se conoce que dos sospechosos actuaron en el rápido asalto a un cliente. El primero sometió al guardia de seguridad, y el segundo apuntó a la víctima y le robó los USD 83 000 que iba a depositar.

En los últimos meses se han conocido al menos 10 casos relacionados con asaltos a sucursales financieras o clientes. En agosto pasado, seis sospechosos robaron USD 100 000 de una agencia ubicada en el centro de Quito. Los hombres sometieron a una funcionaria que llevaba una bolsa con dinero para alimentar a los cajeros automáticos. Las investigaciones dan cuenta que los asaltantes ingresaron al banco disfrazados de empleados de una empresa de soluciones informáticas que funciona en los pisos superiores al edificio.

El 20 de junio, ocho armados ingresaron a una entidad financiera del norte de la capital. Estaban vestidos con uniformes de empresas de seguridad privada. El asalto ocurrió durante el partido Ecuador vs. Honduras del Mundial de Brasil. Robaron USD 500 000.

En Ambato se reportó un atraco en similares circunstancias. En julio, cinco sospechosos con subametralladoras ingresaron a un banco y se llevaron USD 4 000. Fue en los últimos minutos del encuentro entre Ecuador y Francia, también por el Mundial.

El mes pasado, la Policía capturó a seis sospechosos que estarían involucrados en el asalto al banco ubicado en el norte de Quito, el 20 de junio.

Ramiro Ortega, jefe de la Policía Judicial de Pichincha, dijo tras el operativo que la presunta organización delictiva tenía un estructurado modo de operar: el primer grupo reclutaba a los guardias de seguridad para que colaboraran con el asalto, el segundo ingresaba a la agencia, el tercero manejaban los vehículos y un cuarto grupo formaba un cerco alrededor del banco para que civiles no ingresaran.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)