18 de mayo de 2017 15:54

Anulan libertad de un  procesado en el asesinato del beato Óscar Arnulfo Romero

Fotografía de archivo del 25 de marzo de 2017 de feligreses participando en una marcha dedicada al beato Óscar Arnulfo Romero en San Salvador (El Salvador).

Fotografía de archivo del 25 de marzo de 2017 de feligreses participando en una marcha dedicada al beato Óscar Arnulfo Romero en San Salvador (El Salvador). Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Agencia DPA

Un juzgado de San Salvador dio a conocer hoy, 18 de mayo de 2017, la anulación de un decreto de 1993 que dejó en libertad al capitán del Ejército Álvaro Rafael Saravia, quien había sido el único detenido y procesado por el asesinato del arzobispo Óscar Arnulfo Romero, el 24 de marzo de 1980.

Romero, ahora beato y en proceso para convertirse en santo de la Iglesia católica por el Vaticano, era un defensor de los derechos humanos y sus adversarios lo acusaron de ser comunista.

Finalmente lo asesinaron en una capilla cuando oficiaba una misa. En 1993 el gobierno de Alfredo Cristiani y la Asamblea Legislativa promulgaron una Ley General de Amnistía que dejaba sin efecto procesos contra militares y guerrilleros que hubiesen cometido crímenes de lesa humanidad durante la guerra civil.

La actual Sala de lo Constitucional de El Salvador la derogó el 13 de julio de 2016. Según el Informe de la Verdad de Naciones Unidas, Saravia -en la actualidad sin paradero definido-fue parte de los más graves crímenes de lesa humanidad durante la guerra civil de 1980 a 1992. Integró un escuadrón de la muerte de ultraderecha que dirigía el mayor ya fallecido Roberto D'Aubuisson, a quien la ONU también señaló como autor intelectual de la muerte de Romero.

El juez de Instrucción Rigoberto Chicas consideró en su resolución actual que es de carácter obligatorio que el juzgado acate la sentencia de derogatoria de la Amnistía de 1993, garantizando los derechos fundamentales de las víctimas en aquellos crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra.

En abril pasado el hermano de Romero, Gaspar, acudió a la fiscalía general a denunciar el asesinato del ahora beato, acontecimiento que según historiadores hizo estallar la guerra civil.

La Sala de lo Constitucional consideró en 2016 que debe garantizarse una reparación integral a las víctimas de crímenes de guerra, una compensación de los daños ocasionados, la indemnización de daños y perjuicios y el conocimiento público de la verdad, entre otras formas de reparación.

El centenario de nacimiento de Romero se celebrará en agosto del 2017. El presidente Salvador Sánchez Cerén envió recientemente una carta al papa Francisco en la que solicitó la posibilidad de hacer coincidir el centenario del beato con su canonización, que según fuentes extraoficiales de la Iglesia católica está bastante avanzada. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)