30 de enero de 2018 23:39

La Armada fortalece retenes navales en el norte de la provincia de Esmeraldas

El Comando de Operaciones Norte de Esmeraldas revisa las condiciones de los retenes navales de norte de la  provincia tras los hechos ocurridos en San Lorenzo.  Fotos: Armada

El Comando de Operaciones Norte de Esmeraldas revisa las condiciones de los retenes navales de norte de la provincia tras los hechos ocurridos en San Lorenzo. Foto: Armada del Ecuador

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Redacción El Comercio

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La Armada del Ecuador puso en marcha la campaña denominada “Por un mar libre de drogas”, con la finalidad de redoblar los controles vía marítima y fluvial, en la zona norte de la provincia de Esmeraldas.

La decisión de alto mando tiene que ver con los hechos ocurridos en la población costera de San Lorenzo, donde la madrugada del sábado 27 de enero de 2018, se registró un ataque al cuartel de la Policía.

Las tareas de control se redoblan tras el estado de excepción decretado por el presidente de la República, Lenín Moreno, una vez conocidos los hechos que conmocionaron a San Lorenzo.

Los recorridos se harán con las lanchas guardacostas y ribereñas, que están en los retenes de Borbón, Limones y La Tola, los que fueron visitados este martes por las autoridades navales.

El contralmirante Mauricio Alvear, jefe de Estado Mayor de la Armada, participó de las vistas a los retenes navales.

Ahí constató el trabajo que vienen realizando los retenes y dio a conocer la disposición sobre el combate al narcotráfico por medio de los patrullajes.

En el recorrido también estuvo el contralmirante Jorge Cabrera, director nacional de los Espacios Acuáticos y el contralmirante John Merlo, comandante de Operaciones Norte de Esmeraldas, así como el capitán de puerto de San Lorenzo, Francisco Vinueza.

El trabajo de los retenes navales estará direccionado a ejercer un mayor control por los sitios que pueden ser considerados como ruta de la droga vía fluvial y marítima, por los narcotraficantes.

Por eso en San Lorenzo los controles se han incrementado, así como los operativos en la carretera por elementos del Grupo de Operaciones Especiales de la Policía.

Al trabajo se ha sumado el Batallón de Infantería Motorizado (Bimot-13), que realiza controles en la zona de Mataje y otras poblaciones fronterizas.

San Lorenzo y Eloy Alfaro, por ser cantones fronterizos, son zonas apetecidas por los grupos de narcotraficantes colombianos, que por mucho tiempo han operado en la zona.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)