6 de enero de 2015 12:39

El Gobierno pagó 1 millón de pesos por la estatua de Néstor Kirchner

En la inauguración del edificio de la Unasur, en la Mitad del Mundo, se mostró el monumento al ex presidente fallecido de Argentina, Néstor Kirchner. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO

En la inauguración del edificio de la Unasur, en la Mitad del Mundo, se mostró el monumento al ex presidente fallecido de Argentina, Néstor Kirchner. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 29
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 4
Diario La Nación de Argentina
Logo GDA

Néstor Kirchner de más de dos metros, que avanza con su brazo en alto, tenue sonrisa, el saco desabotonado y la corbata al viento. Así es la figura de bronce que desde hace un mes se erige en la 'Ciudad de la Mitad del Mundo', en la nueva sede de la Unasur. El Gobierno pagó casi $1 millón por el monumento al ex presidente, que envió de regalo a Ecuador para proyectarlo al resto del globo.

La obra fue encargada por la Cancillería de Argentina a Miguel Gerónimo Villalba, un escultor de 34 años. El artista plástico ya había realizado un monumento de Kirchner en 2011. La Presidenta se lo había pedido personalmente para el primer aniversario de la muerte de su esposo y lo emplazó en Río Gallegos.

En julio del año pasado, la cartera que responde a Héctor Timerman volvió a contratar, a través de una adjudicación directa, al joven escultor para que realizara una réplica de la figura original con destino al nuevo edificio de la Unasur, bautizado con el nombre de Néstor Kirchner a modo de homenaje.

El Gobierno se encargó de los gastos de la obra y de la logística para el traslado al lugar, ubicado a unos 13 kilómetros de Quito. El 5 de diciembre, Cristina Kirchner le quitó el velo al monumento y subió unas fotos a Twitter.

Según informó la Cancillería a LA NACION, la estatua costó $977.800. Tras un pedido de información pública cursado por este medio, el ministerio del Exterior detalló que el monto incluyó "todos los impuestos vigentes, derechos, o comisiones, sueldos y jornales; cargas sociales; gastos de personal; gastos y costos generales".

Según consta en la contratación, se trata de una escultura realizada con la técnica de fundición en bronce, de 2,28 metros de alto y un peso aproximado de 600 kilos.

Un Néstor sonriente

En diálogo con La Nación, el escultor relató la trastienda del encargo de la obra. Si bien aclaró que no es militante político, señaló que la figura de Néstor Kirchner "lo marcó a fuego". "Tras su muerte, hice un modelo de su escultura en arcilla. Lo realicé en movimiento, como avanzando. Intenté transmitir ese concepto. Quise recordar el día en el que fue a la ESMA y pidió bajar los cuadros. De allí el gesto de levantar la mano", explicó Villalba.

El joven artista señaló que en aquel momento hizo llegar el modelo a Santa Cruz. "A la Presidenta le encantó y me lo pidió en bronce", reveló.

Villalba aseguró que no recibió mayores condicionamientos de Cristina Kirchner. Pero para la réplica que viajó a Ecuador, la jefa de Estado le realizó un pedido especial: mostrar un Néstor sonriente.

"En la obra de Santa Cruz, Néstor estaba muy serio. En la versión de la Unasur, si bien no está riendo -porque hubiera quedado extraño para una figura de su investidura- tiene un sonrisa tenue", señaló Villalba, quien tuvo unos cuatro meses para finalizar la escultura.

Para trasladar la enorme figura de Kirchner de más de media tonelada, se efectuó una caja especial, que viajó en avión hasta Quito. La instalación se hizo con la colaboración del estudio arquitectónico de Diego Guayasamín, el encargado de la flamante sede de la Unasur, un edificio de veinte mil metros cuadrados, tecnología inteligente, explanadas, espejos de agua, plazas y jardines.

Sobre el valor de la obra, Villalba consideró: "El precio es relativísimo, alguien con trayectoria podría cobrarlo tres o cuatro veces más. Se trata de una obra importante, para un lugar importante".

Si bien la ley de contrataciones públicas estipula que, por norma general, el Estado está obligado a llamar a licitación toda vez que un gasto supere los $200 000, también prevé la contratación directa en los casos en que la ejecución "deba confiarse a empresas, artistas o especialistas que sean los únicos que puedan llevarlos a cabo". Es el caso del autor de la escultura de Kirchner, el elegido por la Presidenta para transmitir el espíritu del ex presidente en un monumento de bronce.

Con la colaboración de Romina Colman.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (3)