16 de julio de 2014 16:49

Argentina: Kirchner llama a terminar con “pillaje financiero internacional”

La presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, participa con todos los mandatarios sudamericanos de una cumbre en Brasilia con los líderes del BRICS. Foto: Evaristo SA/ EFE.

La presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, participa con todos los mandatarios sudamericanos de una cumbre en Brasilia con los líderes del BRICS. Foto: Evaristo SA/ EFE.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
AFPl
Brasilia

La presidenta argentina, Cristina Kirchner, llamó el miércoles, 16 de julio, en Brasilia a “terminar con el pillaje internacional en materia financiera”, en declaraciones a militantes izquierdistas antes de participar de una cumbre de líderes sudamericanos con el bloque BRICS.

“Creemos que se debe terminar con esta suerte de pillaje internacional en materia financiera como hoy pretenden hacerlo contra la Argentina y como lo van a pretender hacer seguramente contra otros países del planeta”, dijo Kirchner en declaraciones divulgadas por la agencia Télam y la Presidencia argentina.

La presidenta participa con todos los mandatarios sudamericanos de una cumbre en Brasilia con los líderes del BRICS (Brasil, Rusia, India, China, Sudáfrica), que el martes aprobaron la creación de un banco de desarrollo del grupo para financiar infraestructura en naciones en desarrollo y un amplio acuerdo de reservas internacionales para asistirse ante eventuales crisis.

Ambas instituciones financieras del BRICS buscan constituirse en una alternativa al Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, organismos donde reclaman más representación.

Kirchner elogió la iniciativa: “van surgiendo cada vez instituciones que cuestionan precisamente este funcionamiento de los organismos multilaterales, que en lugar de dar soluciones no hacen más que complicar la vida de los pueblos”.

Argentina está amenazada por un default tras la decisión de un juez estadounidense que impide al país pagar a los acreedores que participan de la reestructuración de su deuda (93% del total) hasta que no pague también a fondos especulativos que no participaron en el acuerdo y a los que debe 1.330 millones de dólares.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)