23 de December de 2009 00:00

Ángela Viteri es la primera en recibir un hígado donado

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Sociedad

La medicina dio un paso más en el país. Entre la tarde y noche del lunes, los médicos del Hospital Metropolitano, de Quito, consiguieron el primer trasplante exitoso de hígado.

En la intervención participaron unas 20 personas, entre médicos, enfermeras, instrumentistas... Uno de los doctores que lideró al equipo fue  el cirujano y trasplantista cuencano Franz Serpa.

El especialista se mostró contento por este avance. Él vive en Sao Paulo, Brasil, pero hace un año retornó a Ecuador para preparar el inicio de este tipo de intervención quirúrgica.

Serpa contó a este Diario que  todo comenzó el  domingo a la medianoche, cuando  conocieron   que había un donante cadavérico en Guayaquil. Inmediatamente los doctores viajaron allá y a las 06:00 ocuparon los quirófanos de la Junta de Beneficencia para extraer el órgano, en una operación que duró tres horas.

Luego de ello buscaron  un vuelo urgente para retornar a Quito. Una aerolínea accedió a traerlos. El hígado fue trasladado en un pequeño recipiente, lleno de hielo y  a 4 grados. Así llegó a Quito y el trasplante comenzó el lunes a las 13:30 en el Hospital Metropolitano. Serpa dijo que la intervención terminó a las 20:00. Los resultados son positivos.

“Todo lo hicimos rápido, porque se calcula que el órgano puede vivir fuera del cuerpo menos de 12 horas”, contó el  especialista.

En el país nunca se había realizado un trasplante de hígado. Solo se atendía a personas que necesitaban riñón y córneas. En la tarde de ayer, el Ministerio de Salud emitió un  informe donde  indicó que la intervención fue exitosa. 

Clemente Orellana, médico que por más de 20 años ha trabajado en temas de metabolismo del organismo, se mostró sorprendido. “Si es verdad sería un hito, una verdadera noticia para todo el país, porque nunca  antes se había hecho esto. Muy bien  por nuestra medicina...”.

Hasta el momento, los únicos casos en que se intentó trasplantar un hígado ocurrieron en el 2000 en dos niños, en Guayaquil, pero no tuvieron éxito. Esta vez,  la paciente favorecida es  Ángela Viteri, quiteña de 30 años y madre de tres hijos.

Desde hace 10 años ella presentó cirrosis y el hígado  se destruía paulatinamente. Los médicos explicaron a la paciente que su enfermedad se originó por cuestiones genéticas.

Ella fue una de las 18 pacientes que oficialmente están en lista de espera para recibir el órgano. Pero se calcula que cada año  al menos 100 personas tienen problemas con el hígado y necesitan trasplantes a escala nacional.

El médico hematólogo Juan José Suárez, que también participó en la cirugía, señaló que hasta ahora en América Latina solo en Ecuador y en Paraguay no se practicaban estos procedimientos. 

En Estados Unidos, una cirugía similar puede costar hasta USD 35 000, según Serpa. Salud aclaró que todos los gastos de la paciente los cubrirá el Ministerio. 

Los médicos explicaron que en este caso  un donante puede ser aquella persona que registre muerte encefálica. Eso es lo que precisamente ocurrió con el donante de Guayaquil. Serpa sostuvo que  en adelante solo se necesitará tener un donante, para que a nivel estatal se realicen otras operaciones similares. 

Ayer se conoció que el Organismo de Trasplantes de Órganos y Tejidos (Ontot) iniciará una campaña para incentivar a los familiares de los fallecidos que permitan que los órganos del cadáver se donen a personas que lo necesiten. La paciente pudiera recibir el alta  médica dentro de 10 días.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)