28 de mayo de 2016 00:00

Alianza opositora se reunirá este lunes en Guayaquil

En abril se realizó la asamblea ciudadana convocada por el prefecto del Azuay para reclamar recursos al Gobierno. Foto: Cortesía prefectura del Azuay

En abril se realizó la asamblea ciudadana convocada por el prefecto del Azuay para reclamar recursos al Gobierno. Foto: Cortesía prefectura del Azuay

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 41
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 184
Lineida Castillo

Al parecer la tregua política dada por el terremoto de 7.8 grados que afectó al país terminó. El próximo lunes la denominada Unidad de Progreso y Libertad, opositora al Gobierno, retomará las reuniones con miras al siguiente proceso electoral del 2017.

La próxima cita será en Guayaquil y como las anteriores tendrá carácter de reservada. A esa ciudad viajará el prefecto de Azuay y presidente nacional del Movimiento Podemos, Paúl Carrasco, que lidera la alianza con el alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot.

Con la emergencia, las reuniones únicamente estuvieron suspendidas. Los diálogos telefónicos y trabajos internos fluyeron entre los líderes de los movimientos Suma, Avanza, Madera de Guerrero, Participa, Podemos y un sector de Pachakutik, que integran la alianza.

Desde el pasado 16 de abril cuando se registró la tragedia y por más de dos semanas, Carrasco estuvo ocupado gestionando y coordinando la ayuda para los damnificados de las provincias de Manabí y Esmeraldas. Incluso, por varias ocasiones se desplazó en avioneta llevando las raciones alimenticias, medicinas y ropa.

Mientras él hacía eso, las brigadas de Podemos que hay en distintas provincias del país seguían recolectando firmas en sus territorios para legalizar el movimiento. Es que están contra reloj porque de acuerdo con el cronograma del Consejo Nacional Electoral hasta el próximo 18 de agosto deberán presentar las 176 000 rúbricas.

Según Carrasco, esa batalla ya está ganada porque en la actualidad han presentado al organismo electoral 483 000 firmas de respaldo y están por entregar otras 140 000. Pero Carrasco también reconoció que en este proceso, en principio cometieron errores porque no tenían la experiencia para confirmar la validez de los datos. “Sería el colmo que con tantas firmas presentadas no alcancemos el número deseado. Yo confío en la seriedad del Consejo Electoral”.

Para el politólogo, Carlos Castro, el Prefecto se mantiene como una figura fuerte en el Azuay, no así en el país.

Según el último sondeo de Perfiles de Opinión, el 48% califica como positiva la administración de Carrasco. La encuesta se realizó el pasado 1 de mayo en Cuenca a una población de 300 personas.
Esta firma realiza cada mes el mismo sondeo y los datos se mantienen entre un 44 y 48% de aceptación, señaló la vocera, Paulina Recalde. Para fortalecer esa imagen, el Prefecto está presente casi a diario en entrevistas radiales donde habla de su gestión y cuestiona al Gobierno por sus políticas económicas.

Generalmente, esas posiciones son refutadas al siguiente día por el gobernador, Juan Cristóbal Lloret, quien asegura que Carrasco ya no tiene el respaldo de la gente mientras que Alianza País se mantiene como la primera fuerza en la provincia con más del 60% de aceptación.

Castro cree que si Carrasco consolida su participación electoral en alianza con la derecha dejará de tener ese apoyo importante en la provincia.

Pero Carrasco no lo ve así y asegura que mantienen conversaciones para construir un bloque más amplio de la centroizquierda, que aglutine más sectores sociales, universitarios, jóvenes, mujeres… Desde que se creó la alianza, en febrero pasado, no se han adherido más organizaciones políticas.

De acuerdo con la última reforma constitucional, Carrasco no podrá optar por una tercera reelección a la Prefectura, dignidad que ejerce desde el 2004. Cuatro años antes fue consejero y desde entonces no ha perdido ninguna elección por votación popular.

Por eso, él no descarta ninguna candidatura. Ese tema, los posibles candidatos a la asamblea y los avances logrados al interior de la alianza serán algunos temas que retomará en la reunión del próximo lunes.

El Prefecto insistió que aún no hay candidatos. “Tenemos una agenda legislativa común. Si no llegamos a un acuerdo para postular a un candidato presidencial no pasa nada. En política no hay enemigos, sino adversarios”. Pero el politólogo Castro dice que tampoco ve que Nebot esté convencido de ir en binomio con la izquierda.

En contexto

La competencia para las elecciones del 2017 se reactivan. La Unidad de Progreso y Libertad, que se opone al Régimen, se reunirá el lunes en Guayaquil. La unión entre personajes de izquierda y derecha tiene reparos entre votantes y analistas políticos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (20)
No (3)