21 de November de 2009 00:00

El ahorro sí cuenta en la decoración

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Guayaquil

El led no es un foco común, es un diodo emisor de luz cuya tecnología se aplica tanto en la elaboración de pantallas de televisión y de computadoras, como en artículos decorativos.

La primera  ventaja de reemplazar los focos tradicionales (fluorescentes e incandescentes) por leds es el  ahorro de energía que va entre el 70 y el 80%.

Las horas de vida también hacen la diferencia. Los bombillos incandescentes o fluorescentes tiene un promedio 2 000 horas de uso. Mientras que el led tiene entre 30 000 y 50 000 horas.

En el aspecto decorativo, la fácil adaptabilidad hace de los productos Ledex los favoritos, según Javier Marriott, jefe de producto de almacenes Marriott.

“Se pueden utilizar estos productos para dar una imagen más elegante e innovadora tanto en interiores como exteriores”.

Las mangueras tipo neón, por ejemplo, se utilizan para decorar fachadas de edificios o viviendas. Uno de los primeros proyectos en los que trabajó Marriott fue la iluminación del puente el Velero, sobre el estero Salado, en Guayaquil. Ahí se utilizó la manguera de leds Duraflex.

También se utiliza para  iluminar indirectamente techos y paredes o dar un destello especial a bares, separadores de espacios y hasta murales dentro de una casa. “Estamos trabajando en un proyecto de colocar sobre una gigantografía de la vista nocturna de la ciudad de Nueva York. Y las mangueras se colocan de tal manera que simulan las luces de los edificios”.

Para ello se utiliza una manguera de PVC en cuyo interior se colocan los diodos reflectores. Este material es flexible y puede tomar distintas formas según el estilo decorativo. Pueden hacerse letras, líneas, dibujos, etc.

En almacenes Marriott de la vía a Samborondón se ofrece un nuevo producto: los paneles decorativos. Son láminas de 90x90 que se pueden colocar en salas principales o ‘family room’, estudios o incluso en los dormitorios. El color parpadea según el gusto del comprador. Y se puede utilizar el diseño que su imaginación lo permita.

“En decoración los leds no son para iluminar, sino para dar luminancia al ambiente. Esto porque no son reflectivos, sino que dan destellos elegantes”, explica. 

Esto es debido a la potencia de los artefactos. Por ejemplo, reflector normal tiene una potencia de 400 vatios. Mientras que el leds alcanza unos 25 vatios.

“En el aspecto ecológico, esta es la alternativa más eficiente. Sin embargo, aún el costo es demasiado alto para el mercado y esa es una desventaja”, reconoce.

El metro manguera tipo cuesta USD 40, pero no requiere mantenimiento. Los paneles se cotizan entre USD 150 y 200.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)