30 de noviembre de 2017 08:55

2 000 agentes de tránsito y fiscalizadores reciben capacitaciones en el norte de Quito

La actualización de conocimientos se realiza en el Centro de Capacitación de la AMT, ubicado en el norte de Quito. Foto: Paúl Rivas / EL COMERCIO

La actualización de conocimientos se realiza en el Centro de Capacitación de la AMT, ubicado en el norte de Quito. Foto: Paúl Rivas / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 2
Andrés García

2 000 agentes y fiscalizadores de la Agencia Metropolitana de Tránsito (AMT) reciben capacitaciones como parte del denominado Plan de Optimización de la Calidad del Servicio de Transporte en Quito.

Julio Puga, director de la AMT, señaló que los funcionarios actualizan conocimientos en trabajo en equipo, inteligencia emocional, actuación y respuesta ante una emergencia. También reciben charlas de procedimientos legales, especialmente en contravenciones, delitos de tránsito y actuaciones en flagrancia.

Puga señaló la importancia de estas capacitaciones permanentes, ya que en las calles los agentes están expuestos a varios factores, como la contaminación ambiental y la interacción frecuente con conductores con diferentes personalidades. “Hay personas tolerantes, amables, pero también intolerantes”, sostuvo.

Carolina Silva es agente de tránsito y considera fundamental recibir capacitaciones para ejercer su labor en las calles del Distrito Metropolitano. “Nos permite sobrellevar las dificultades que se presentan en las vías, con los diferentes ciudadanos que conducen”, señaló.

Como parte de las capacitaciones, los agentes también reciben clases de defensa personal y acondicionamiento físico. Foto: Paúl Rivas / EL COMERCIO

Como parte de las capacitaciones, los agentes también reciben clases de defensa personal y acondicionamiento físico. Foto: Paúl Rivas / EL COMERCIO

Con esa apreciación concuerda Luis Segovia, otro agente de tránsito que cumplió con las capacitaciones con su uniforme especial de campaña. “Esto nos sirve para tratar de concientizar a la ciudadanía para cumplir la ley”, manifestó.

La idea es que las capacitaciones continuas permitan a los agentes manejar todos estos escenarios posibles. Además, se busca generar un proceso de conciencia ciudadana y educación permanente, no solo aplicar sanciones.

Como parte de las capacitaciones, los agentes también reciben clases de defensa personal y acondicionamiento físico. “Esto no es para que salgan a agredir. Sino para que puedan enfrentar situaciones violentas, en las que los agentes puedan ver comprometida su integridad física”. Puga recordó que se han dado casos de agresiones a funcionarios de la AMT.

La actualización de conocimientos se realiza en el Centro de Capacitación de la AMT, ubicado en el norte de Quito. El personal fue dividido en 33 grupos de 60 personas. Puga indicó que también se realizarán capacitaciones con jueces y fiscales, para que los agentes mejoren en la redacción de los partes, que son fundamentales para la resolución de casos en la función judicial.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)