16 de November de 2014 22:09

Cuatro infracciones comunes en 6 provincias

A la altura del peaje de la vía Alóag - Santo Domingo es constante la presencia de los agentes de la CTE por los accidentes que se dan en este eje vial. Foto: El Comercio

A la altura del peaje de la vía Alóag - Santo Domingo es constante la presencia de los agentes de la CTE por los accidentes que se dan en este eje vial. Foto: El Comercio

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 11
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 1
Bolívar Velasco

La impericia e imprudencia, irrespeto a las señales de tránsito, exceso de velocidad y embriaguez del conductor son las principales causas de accidentes en las seis provincias controladas por la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE).

Los vigilantes están repartidos en Guayas, El Oro, Los Ríos, Azuay, Santa Elena y Santo Domingo de los Tsáchilas.

En esas zonas se ha presentado menos de la mitad de los percances de tránsito de este año: 12 675 de los 32 186 registrados hasta octubre.

La última provincia a la que llegó la CTE fue Santo Domingo, donde en los primeros 46 días los vigilantes sancionaron a 700 infractores. La mayoría de las infracciones fue cometida por conductores que no pertenecen a esa provincia. En esa zona laboran 137 uniformados.

Las autoridades consideran que son pocas las infracciones, pero se debe a que los vigilantes aún son tolerables hasta cierto punto en los controles, según el director Provincial de la CTE, Mauricio Obando. “No se puede ser tan drástico cuando recién se entra a realizar un trabajo tan complicado como controlar el tránsito”.

De todas las jurisdicciones donde opera la CTE, Guayas reporta el mayor número de citaciones por contravenciones. En el día se entregan 1 500.

El director Ejecutivo de la CTE, Michel Doumet, sostiene que Guayas concentra el 21% del parque automotor del país y la convierte en un territorio complicado para controlar.
Guayas es la segunda provincia con la mayor cantidad de percances en Ecuador (8 252), luego de Pichincha, según estadísticas de la Agencia Nacional de Tránsito (ANT). En el grupo de las seis le siguen Azuay y Los Ríos; las otras están por debajo de los 800 casos.

Pero en Santo Domingo sucede un fenómeno preocupante. Tiene un alto número de heridos frente a fallecidos. En los últimos cinco años la ANT reportó 3 808 lesionados en 3 162 accidentes. Los fallecidos fueron 415.

En el diagnóstico que hizo la CTE en la provincia tsáchila determinó que las vías con mayores problemas son la Santo Domingo- Esmeraldas y Santo Domingo- Quito. En esta última ocurrió el accidente del bus de la Panamericana, el 8 de noviembre último. El saldo de la tragedia fue 15 personas fallecidas y 16 heridos.

Aunque la provincia no tiene un parque automotor tan grande como Guayas, el número de vehículos que circulan por las carreteras es un factor que ­preocupa a los vigilantes.
El director del Ministerio de Transporte y Obras Públicas en Santo Domingo, Mario Maldonado, dice que el tránsito promedio diario en las cuatro carreteras estatales de Santo Domingo es de 40 000 autos.

Eso hace necesaria la incorporación de nuevos vigilantes, indica Obando. El funcionario asegura que se necesitan 70 agentes más para cubrir la demanda en los operativos.

En la actualidad, 100 uniformados controlan cada uno de los ejes viales. Los otros 37 se ocupan de las investigaciones, levantamiento de pericias y tareas administrativas.

La CTE aspira a compensar el déficit actual con las futuras convocatorias para preparar a nuevos uniformados en la Escuela de Formación de Oficiales y Tropa en Guayaquil.

En el tiempo que los vigilantes llevan en Santo Domingo tampoco han estado exentos de peligros.El 11 de noviembre,
mientras dos vigilantes acudían a atender el reporte de la pérdida de pista de un auto, el patrullero en el que iban chocó contra un camión de carga en el km 97 de la vía Alóag - Santo Domingo. Ese día la Policía de Tránsito y los Bomberos auxiliaron a los vigilantes y al conductor del auto, que se precipitó hacia una quebrada de la carretera hacia Quito.

Doumet dice que por esos casos decidieron que la CTE controlara el tránsito de las carreteras del país, como establece la Ley de Tránsito. También van a actuar en Manabí, Cotopaxi, Bolívar, Tungurahua, Chimborazo, Cañar y Loja.

Las vías de estas provincias estarán controladas por los vigilantes a partir del 2015 y por ahora se realiza el proceso de preparación de los nuevos uniformados.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)