19 de January de 2010 00:00

El 40% de Quito se quedó sin luz por cerca de dos horas y media

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Negocios

negocios@elcomercio.com

Quito no pudo disfrutar plenamente de un inicio de semana   libre de racionamientos de energía. Los cortes llegaron  pasado el mediodía de ayer a hogares, comercios, calles y oficinas en la ciudad.

Una falla en la red de distribución de la Empresa Eléctrica Quito (EEQ) ocasionó que alrededor del 40% del Distrito Metropolitano se quedara sin energía, exactamente  entre  12:39 y 15:01.

De acuerdo con el gerente (e) de la EEQ, Fernando Gómez, hubo una desconexión automática de la línea de alta tensión que une la subestación Vicentina con las subestaciones Floresta y Carolina.

Esto se debió a que un objeto extraño (aún no determinado) tomó contacto con los cables de red, provocando una variación de la corriente y el voltaje de la electricidad transportada.

Esta alteración en el sistema produjo una desconexión automática del fluido eléctrico, lo que trajo como consecuencia un corte en el suministro de energía en 12 subestaciones de la ciudad.

Lo anterior implicó que la empresa detuviera la entrega de electricidad a un 40% del total de la demanda de la ciudad en los momentos que ocurrió la falla.

Es decir, que estuvieron sin servicio durante cerca de dos horas y media los barrios comprendidos entre el sector de la Luz al norte, El Recreo al sur, la avenida Amazonas al occidente y los valles de Tumbaco y de Los Chillos en el  lado oriental.

Gómez insistió en que el hecho no estuvo relacionado con los cortes programados hasta el jueves pasado por la crisis energética debido a los bajos caudales en la Central Hidroeléctrica Paute

“Es un evento totalmente fortuito. No tuvo nada que ver con los racionamientos de anteriores semanas. Hay una oferta completa de energía para la ciudad”. 

El Centro Nacional de Control de la Energía (Cenace), corroboró esta versión  al explicar que el corte de ayer no se debió a una reducción de la cuota de electricidad para la ciudad sino que tuvo origen en a problemas del sistema  de distribución de la EEQ.

Sin embargo,  la ciudadanía  vivió un ambiente de incertidumbre ya que se mantenía confiada de que se concrete el anuncio del Gobierno de que los cortes serían suprimidos   hasta mañana.

Diego Carrillo, morador de Conocoto, experimentó  el apagón hacia el mediodía e inmediatamente pensó que las condiciones empeoraron en  Paute.

Tras escuchar que había sido un problema en la red de la EEQ se sintió más aliviado pero aún no confía en que tendrá suministro continuo las 24 horas pese a las ofertas del Régimen.

El Gobierno  informó  el viernes pasado que los racionamientos finalizarían definitivamente si los caudales en la central Paute se mantenía por sobre los 30 m3/s.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)