23 de mayo de 2014 20:15

De criadero de chanchos a bulevar familiar, esta es una historia de la 24 de Mayo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 5
Sorprendido 15
Contento 0
Redacción Elcomercio.com
Quito

La 24, como se la conocía, pasó de ser un sitio en el que se reunía la élite ecuatoriana en las 'mascaradas' con aires burgueses y europeos a ser criadero de chanchos, lugar de trabajo de prostitutas y delincuentes. Hasta que en el 2002 el exalcalde Augusto Barrera decidió transformar el lugar en una galería de arte y restaurantes.

El bulevar 24 de Mayo se construyó sobre el relleno de la quebrada Ullaguangayacu, que comenzó en 1899 durante la época de pensamiento liberal.

Más tarde se convirtió en el paseo de las personalidades de las clases alta y media. En 1922 se inauguró la plaza que vio la luz de El Teatro Puerta de Sol, el mismo que incluía una pista de patinaje.

En la 24 de Mayo, la Cervecería La Victoria también abrió sus puertas, fue la pionera en la ciudad y la Capilla del Robo que tenía una dependencia para el Centro Obrero Católico. Estos eran los pocos sitios que veían el ir y venir de las personas de clase alta de la época.

Bulevar de la 24 de Mayo

El bulevar de la 24 de Mayo fue inaugurado el 29 de diciembre del 2011. Foto: Archivo EL COMERCIO

En el siglo XX, la 24 de Mayo tenía aires europeos al igual que en la plaza Belmonte, allí se daba a lugar las mascaradas.

Ya en la década del 50, las presentaciones del Teatro Puerta del Sol iban decayendo y las élites del momento se iban cambiando de domicilio hacia el norte de la urbe.

El deterioro del lugar se dio cuando gente del campo empezó a ocupar las viviendas deshabitadas y en medio de la calle se fueron armando mercados populares. Esto también dio paso a otras formas de vida.

Junto con la necesidad de buscar ingresos, fue apareciendo el trabajo sexual y la delincuencia. La 24 de Mayo se llenó de mercaderes, vendedores de pócimas, cargadores, magos, entre otros.

En 1977 el mercado ocupó toda la vía.

Veinticinco años más tarde, en el 2002, Barrera empezó la rehabilitación de la 24 de Mayo para convertirla en un lugar para el arte y la cultura. Los jardines y los parterres serían recuperados junto con la construcción de tres plazuelas.

Nueve años después, en el 2011, la 24 de Mayo abrió sus puertas con un bulevar nuevo. Alrededor de 9 000 personas se dieron cita, la Banda 24 de mayo animó el evento.

Datos tomados del excronista de la ciudad, Juan Paz y Miño

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)